Los paquetes que llegan a casa consumen el doble que la compra tradicional 

Lo que hay detrás de los paquetes que nos llegan a casa

Las compras online traen consigo un nuevo formato de consumir. La comodidad de comprar a través de internet es algo cada vez más frecuente en la sociedad. Abrimos el paquete y nos quedamos felices con el resultado. Lo que no sabemos muchas veces es el impacto medioambiental y lo que hay detrás de los paquetes que nos llegan a casa y que tiramos al momento. Y más esta semana con motivo del Día Internacional de los bosques, que se celebra cada 21 de marzo. 

No es ninguna novedad que las compras online son una gran opción y vía de escape para no tener que desplazarnos hasta una tienda física. Es algo cómodo, rápido y fácil para muchos consumidores y a través del cual buscan que los productos lleguen en buen estado, a tiempo y que el coste por llevarlo a casa no sea excesivo. 

Cuánto se consume en España online

Las previsiones sitúan a España por encima de los 33.500 millones de euros de facturación con el ecommerce. Esto, además, representa un 62% de internautas que compraron online en 2018, por encima del 57% del año anterior. Esto supone un crecimiento del 20% y una contribución al PIB español de un 2,69%. 

La venta online supone un 2,69% del PIB español

Según un informe de AECOC del Gran Consumo, el empaquetado de la venta online genera el doble de impacto ambiental que el comercio tradicional en cuanto a residuos. 

¿De dónde proviene el cartón para las cajas que nos llegan a casa?

El siguiente gráfico va a representar la cantidad de toneladas de cartón importado en Europa para la producción de cajas con fines comerciales, según los datos de la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura) del año 2018. 

 

Nuevas medidas sostenibles

Estos datos tan elevados de importación de cartón tienen un gran impacto medioambiental. Es por ello que los grandes comercios como Amazon o Zara están empezando a tomar medidas. Algunas de ellas son proporcionar información al cliente sobre el impacto medioambiental y la huella de carbono que va a tener su pedido, tanto en la distribución como en la fabricación, para intentar concienciar a los consumidores. 

Otra de las medidas posibles es el tiempo de entrega. Si se comenzara dar opciones al cliente sobre cómo la entrega de un paquete en 2 días supone el doble de CO2 que recibirlo en 4, muchos se lo pensarían dos veces. 

7 de cada 10 consumidores se muestran preocupados por el exceso de “packaging”

Y no solo eso, sino que los consumidores están cada vez más concienciados. Según un  estudio elaborado por la Sociedad Pública de Gestión Ambiental del Gobierno Vasco (Ihobe), Ecoembes y la Asociación de Empresas Fabricantes y Distribuidoras de gran consumo (AECOC), el 73% de los consumidores querría ver reducidos al mínimo los embalajes de los pedidos. Y, además, 7 de cada 10 se muestran preocupados por el impacto en el medioambiente del exceso de “packaging”.

Carrefour o Inditex son algunas de las empresas que han empezado con los cambios

Los consumidores están cada vez más al día del efecto tan nocivo que tienen algunas de nuestras actividades cotidianas. El mismo estudio mencionado anteriormente también concluye que el 16,8% de los consumidores ve excesivo el embalaje de sus pedidos o que son demasiado grandes para el contenido.

Son iniciativas como la de Carrefour, que en 2017 incorporó a su flota camiones de gas natural comprimido para realizar las entregas de pedidos de ecommerce. O, por otro lado, la eliminación de papel y tickets en los pedidos de Inditex para reducir el gasto e impacto medioambiental.

Un pequeño paso que, poco a poco están tomando las grandes corporaciones y que terminará por ser algo natural. 

(En colaboración con María Gancedo)

About Raquel Cerrudos

Estudiante de Villanueva C.U.

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.