ESPECIAL 10N / ¿Y si los candidatos se encerraran en Gran Hermano?

Gran Hermano La Moncloa

Los personajes que se nombran en este artículo y las situaciones no están basados en hechos reales. O tal vez sí.

La imposibilidad de llegar a un acuerdo para formar gobierno ha hecho que los líderes de los principales partidos lleguen por otra vía al pacto. No será con reuniones, citas con el Rey o con la constitución en la mano. Será a través de nominaciones, confesionarios y convivencia. España encerrará en la casa de Gran Hermano a los candidatos a presidentes del gobierno.

¡Comienza Gran Hermano La Moncloa!

Primera noche en la casa de Gran Hermano especial La Moncloa, las luces empiezan a apagarse e indican a los concursantes que se dirijan a las habitaciones después de la primera gala para descansar ya que mañana pasarán por su primera prueba

[Consulta nuestro especial Elecciones 10N]

Se encienden las luces de la habitación. Una habitación con decoración moderna y con seis camas. Cada una del color de su partido: azul (PP), naranja (Ciudadanos), verde (Vox), rojo (PSOE), morado (Unidas Podemos) y verde agua (Más País).

Santiago Abascal lleva su pijama ‘animal print’

Antes de abrir la cama para tumbarse a descansar, el departamento de producción deja las maletas en los armarios con ropa y sus pertenencias elegidas antes de acceder al reality. Es entonces cuando vienen los problemas: discusión entre los líderes

Santiago Abascal se pone su pijama de estampado de leopardo. Pablo Casado viste uno más clásico, de rayas azules y blancas con botones. 

Sin querer, Casado se gira para lavarse los dientes y roza el pijama de pelo que lleva Abascal. Aquí es cuando empiezan los roces. Casado le dice que el pijama es muy suave, que si es de piel de verdad, a lo que el líder de Vox responde que por supuesto, que lo cazó en un viaje que hizo a África con un grupo de cazadores. A lo lejos, Pablo Iglesias pone la oreja, y no duda en un segundo en ir a donde están sus compañeros para criticar esta hazaña de Abascal

Todo queda en una disputa que se hace famosa en las redes sociales, sobre todo en Twitter. Caza sí. Caza no. Bienestar animal sí. Bienestar animal no. Los usuarios enloquecen en Twitter comentando todo lo que pasa con el hashtag #GHLAMONCLOA. 

La primera prueba

11:00 de la mañana. La casa está tranquila después de la disputa de anoche entre los líderes de Vox y Podemos. Santiago Abascal ha madrugado y está ahora mismo haciendo deporte en el gimnasio de la casa. Mientras tanto, los demás se están despertando y algunos optaron por su ducha mañanera.

A las 12:00 tienen su primera prueba, tiene que ver con cuidar bebés. Una prueba que ya se ha visto en otras ediciones de este programa como en la de Sofía Suescun y Kiko Rivera. La prueba consiste en entregar un muñeco de bebé a cada líder político y cuidarlo con las necesidades que tendría uno de verdad.

Todos los concursantes están listos en el salón para que “El Súper” les explique en qué va a consistir su prueba que durará 2 o 3 días hasta que la audiencia pueda votar a través de la aplicación quién se merece quedarse con la recompensa y quien será castigado.

La siguiente prueba tiene que ver con cuidar bebés

Después de una larga explicación y de preguntas resueltas. Vienen los temas relacionados con la maternidad, adopción y cuidados de los bebés. Santiago Abascal ya ha sido padre como muchos otros y se cachondea de Iñigo Errejón diciéndole que es la prueba que más le va a costar sin duda porque se hace duro. El líder de Ciudadanos (Albert Rivera) y el líder del PSOE (Pedro Sánchez) saltan a Errejón con el tema de que si no se hace con esta prueba, puede que lo que necesite realmente, sea otro ayudante, y que eso pasa con las adopciones: padres que no se pueden o no quieren hacerse cargo de los hijos y los llevan a un centro de adopción para que otras familias que quieren o no pueden tenerlos lo adopten. Lo mismo pasa con los matrimonios homosexuales que quieren formar una familia.

Los ojos rasgados de Santiago Abascal miran de arriba a abajo a Albert Rivera. No está nada de acuerdo con lo que está diciendo, o por lo menos, no en parte.

De nuevo, los fanáticos que siguen este programa, lo trasladan a las redes sociales. Twitter echa fuego. 

Las plantas invaden la casa

Cada semana un miembro del partido visitará a un líder. En esta primera semana el elegido por el público es Casado. El líder de los populares recibirá durante un día la visita de José Luis Martínez Almeida, alcalde de Madrid.

El gran amigo de Pablo Casado se encuentra animado y muy sonriente en su entrada temporal a la casa. Para él es todo un reto y le parece interesantísima esta forma de elegir presidente. Todo parece ir sobre ruedas. Sin embargo, los concursantes, o más bien dicho, los posibles presidentes tienen que enfrentarse a una prueba. Todo ello para poder disfrutar del jardín de su nueva residencia. Tendrán que limpiar toda la estancia de arbustos y plantas que han ido creciendo los meses que ha estado abandonada la casa. Santiago Abascal se encuentra en su habitación terminando de enfundarse en un peculiar traje de camuflaje, pero los demás concursantes están listos para coger sus machetes. Pablo Casado emocionado y con la sonrisa “pícara” de Almeida de fondo coge un machete. 

Almeida, tras proclamar su admiración por la iglesia de Notre Dame, será el invitado a la casa

Zas, el presidente de los populares comienza a quitar arbustos y ramas que impiden la visión del patio. Al fondo aparece Santiago Abascal, de un momento a otros sus ojos se abren como si no pudiera dar crédito a lo que ve.

A gritos de “para”, el líder de Vox corre a detenerlo. “Deja en paz la creación de Dios”, grita Abascal. En ese momento Almeida se mete de por medio y comienza a gritar y vitorear la Unión Europea y la Catedral de Notre Dame. En ese momento ambos líderes comienzan a discutir si que es más importante, la naturaleza o una parte de la casa que se encuentra en España, en Europa. Ni que del Amazonas y Notre Dame se tratase.

¿La barbacoa o la parrillada?

El final de la primera semana se salda con una gratificación por parte de la organización tras una limpieza poco común del patio. En los escasos metros cuadrados que han quedado limpios se ha instalado una barbacoa. En ella se podrán cocinar chuletones, solomillos, brochetas de verduras…

Sin embargo, a la hora de encenderla, Errejón quiere hacer los honores. Piensa que es buen momento para realizar esta acción. “Queda inaugurada esta parrillada”, afirma el líder de Más País. A lo que Casado se levanta de una forma brusca insistiendo en que no se trata de una parrillada, sino de una barbacoa. 

Madrid 360 is the new Madrid Central

En ese momento la cerilla se apaga y ambos líderes deciden mantener una conversación que va subiendo de tono sobre las diferencias entre ambas palabras que son sinónimos. Los espectadores atónitos juzgan por las redes sociales ante esta discusión sin pies ni cabeza. Muchos de ellos comparándolo con el caso de Madrid Central y Madrid 360.

Esta semana acaba con una lección que comparte la audiencia del programa. La cuestión está en no reconocer la realidad con palabras del contrincante.

Con información de Enrique Palacios.

About Ainara Otamendi

Estudiante de 4º de Periodismo en Villanueva C.U.