ESPECIAL CATALUÑA (3) / La realidad que se esconde bajo los adoquines

Disturbios en Cataluña

“A mí en dos semanas me han robado dos bolsos”. “Entre okupas, narcos y pisos turísticos ilegales no podemos vivir”. “He llegado a esperar 12 horas en urgencias”. “Ahora me da miedo todo”. “He terminado por no decir de dónde vengo”. Esta es la realidad que se esconde bajo los adoquines de las calles de Barcelona, los mismos que estos días han sido arrancados, a golpe de pico y pala, ante el estupor del mundo. Una realidad cotidiana que amenaza con quedar enterrada por el procès.

Ojo por ojo y el mundo acabará ciego, decía Gandhi. Coches calcinados, cubos de basura reducidos a cenizas, adoquines levantados, agujeros en aceras, vallas esparcidas por carretas, bolsas de basura en cada esquina… Incendios, barricadas, spray de pimienta, pelotas volando, 283 agentes heridos y 4 ojos menos.

Alberto, un catalán de 50 años, explica a cuv3: “Antes del procès la mayor preocupación era la inseguridad, los robos y los asesinatos…. Había una sentada por la inseguridad ciudadana y todo eso ha quedado sepultado por esta violencia”.

[Lea todos los artículos sobre el Especial Cataluña en cuv3]

Inseguridad en Barcelona

Barcelona es la ciudad más insegura, según datos del Ministerio de Interior. “A mí en dos semanas me han robado dos bolsos. Uno de un tirón por la calle y otro mientras me probaba una camiseta en una tienda del centro”, afirma Luisa, de 87 años.  La capital catalana tiene 1,615 millones de habitantes y registra una tasa de 119,85 delitos por cada mil.

“El otro día murió una chica cuando la intentaron robar el móvil”

“Pegan palizas a los taxistas y, de hecho, el otro día murió una chica porque la intentaron robar el móvil”, añade Alberto. En cuanto a los crímenes, los datos de Interior señalan que en 2018 hubo 10 asesinatos u homicidios. “Yo llevo aquí desde el año 58 y no me ha dado nunca miedo salir a la calle y en tan solo dos años me da miedo todo. Te subes al metro o al autobús y gritan los pasajeros que hay carteristas dentro, porque encima los conocen”, añade.

“Desde hace dos años me da miedo todo”

“Hay muchos hurtos pequeños, carteristas… También hay mucho turismo ilegal, ya sabes. En los barrios del Raval y la Barceloneta entre okupas, narcos y pisos turísticos ilegales, desde los que orinan a la calle, no podemos vivir”, explica a este periódico Nieves con un marcado acento catalán.

Por otro lado, habla de la pérdida de calidad de vida en la capital. “Se nota que ha bajado. Antes había un aire cosmopolita,  ahora todo está bastante mal, plagado de suvenires y tiendas de comida rápida… Las Ramblas han perdido su sabor”, dice Nieves.

Una de las comunidades con peor sanidad

1.192,83 euros es lo que Cataluña invierte en Sanidad, convirtiéndose en la Comunidad que menos presupuesto destina por habitante. Así lo muestra el informe «Los servicios sanitarios de la CCAA» de la Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública (FADSP). “Si vas al médico de cabecera la cita tarda un mes y si vas a urgencias estás entre 8 y 12 horas esperando”, dice Luisa, a lo que su hijo Alberto añade: “Además, si quieres ir a un especialista te toca esperar 8 meses”. Esto convierte a Cataluña en una de las comunidades con peores servicios sanitarios desde el año 2015.

“Si vas a urgencias están entre 8 y 12 horas esperando”

“Nosotras nos hemos pasado a la sanidad privada porque tenemos una edad ya y las listas de espera son interminables”, explica Nieves, de 70 años. Ella y su hermana Carmen nacieron en Barcelona y han vivido en la misma calle, cerca de la Barceloneta, desde entonces.

La otra condena del 1 de octubre

Más de 5.000 empresas se han ido de Cataluña. La fuga continúa ya que durante el tercer trimestre del 2019 Cataluña tiene 93 empresas menos, según un estudio de Informa D&B, compañía filial de Cesce. “Se han hecho varios ERE, lo peor es que ni te echan porque muchas empresas están cerrando, como le pasó a la mía”, explica Alberto, quien estuvo parado hace dos años y medio.

“Llegan chicos de 25 años muy preparados que hacen tu trabajo más barato. Además, las personas de cierta edad no tenemos formación tecnológica y las empresas no nos la dan. Te dejan sin trabajo y sin formación y si no te echan no te da el sueldo para llegar a fin de mes”, dice Alberto.

“Las empresas nos están dejando sin trabajo y sin formación”

En los últimos 5 años Cataluña ha pasado de liderar la reducción del paro en España a situarse por debajo de la media en el 2019, según las estadísticas realizadas por el Servicio Público de Empelo Estatal (SEPE). La comunidad autónoma cuenta con 372.623 personas sin empleo, 1.205 más que en el mes anterior, según datos del Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social.

Contra las emisiones de CO2

A esto también se le suma que la inversión extranjera en Cataluña cayó un 11,7% en 2018, según los datos del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo. Todo esto se debe al conflicto que se está viviendo en torno a la Ciudad Condal.

La inversión extranjera en Barcelona cayó un 11,7%

Había sentadas y manifestaciones preparadas, pero con la sentencia del Supremo parece que la contaminación y las medidas para paliarlas han pasado a un segundo plano: “Era algo que preocupaba, mucha gente tiene coches viejos que saca una sola vez al mes y les multan, pero luego van los autobuses antiguos contaminando por el centro y no pasa nada. También los gitanos con sus furgonetas, a ellos ni les paran”, añade Alberto. En total 3,6 millones de vehículos tendrán que pagar el nuevo impuesto contra las emisiones de CO2. En Cataluña hay 3,95 millones de coches.

“Los autobuses antiguos contaminan el centro y no pasa nada”

Violencia, altercados nocturnos, heridos, manifestaciones, guerras de banderas, políticos presos o presos políticos… Todo esto llega desde Cataluña sepultando el resto de problemas y llenando titulares, Juan Carlos, de 59 años, catalán de nacimiento y residente en Madrid desde hace 40 años declara a cuv3: “He terminado por no decir de dónde vengo porque con todo lo que está llegando de Barcelona la gente me juzga y me mira mal, por mis raíces, por mi lugar de nacimiento”.

Con información de Raquel Cerrudos.

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.