Hollywood enamorada de los biopic musicales: de Bohemian Rhapsody a Rocketman

biopic Elton John

El biopic musical es el nuevo género cinematográfico de moda en Hollywood. A finales del año pasado, se colaba entre la cartelera una película que, pese a la controversia que se sabía que iba a generar su temática, lograba batir récords de audiencia. La vida de Freddie Mercury ha marcado un nuevo punto de inflexión en la producción de documentales sobre personajes famosos, y ha conseguido hacer historia al ganar 33 premios internacionales, incluyendo cuatro Oscars y dos Globos de Oro.

Iconos internacionales

El público cada vez está más interesado en conocer las historias personales de los iconos de la música moderna. Así lo constata Bohemian Rhapsody, el largometraje sobre el ascenso y fama de la vida del rey del rock, Freddie Mercury. Pese a recibir numerosas críticas positivas desde su estreno, la historia del cantante de Queen no terminó de conquistar a los expertos, que tildaban la película de superficial, al centrarse únicamente en las partes más positivas, mencionando muy por encima su contracción de la enfermedad del SIDA.

A finales de mayo, el género biopic musical volverá a las salas de cine, con otra historia personal, aunque con un carácter más fantástico. Se trata de Rocketman, el biopic sobre Elton John que lleva más de 8 años en proceso de producción. Desde 2011, el artista ha trabajado en el guión, en la selección perfecta del casting y en solucionar los problemas que ocasionó el planteamiento del rodaje.

Fantasía Moulin Rouge

La principal diferencia de ambos largometrajes se centra en la veracidad de la historia. Mientras que Bohemian Rhapsody intentó ser fiel a la biografía del cantante pese a omitir los detalles más escabrosos, Elton John ya ha dejado claro que su historia se contará desde un punto de vista surrealista, emulando el clásico Moulin Rouge.

Cabe destacar que el británico ha decidido no obviar ningún detalle importante de su ascenso a la fama, y ha prometido a su público no censurar su historia. Se trata de una autobiografía, no el relato de una tercera persona.

Mismo director

Un detalle muy a tener en cuenta a la hora de analizar ambas películas es que comparten director. Dexter Fletcher ha sido seleccionado en las dos de la misma manera: sustituyendo la primera opción de los productores. En el primer estreno consiguió más nominaciones de las que se barajaban, pero habrá que esperar a las primeras críticas de Rocketman para saber si repite el mismo resultado.

Respecto a los protagonistas, Elton John será interpretado por Taron Egerton, famoso por su papel principal en la película Kingsman: Servicio Secreto. Aunque se propuso en un principio que la vida del inglés fuera representada por el cantante Justin Timberlake (que ya protagonizó la canción del 2001 “This Train Don’t Stop There Anymore”), se descartó por Tom Hardy, cambio que tampoco salió bien al tener que desvincularle del rodaje porque no llegaba al registro vocal de las canciones.

Dentadura de recuerdo

Rami Malek, el actor egipcio que interpreta a Freddie Mercury en Bohemian Rhapsody, tuvo que experimentar una preparación tan dura, que Apple ha editado un documental sobre la misma, Rami Malek: Becoming Freddie. Para encarnar el papel y emular la característica dentadura del icono del rock, se encargó un postizo que recreara su dentición supernumeraria, ya que Mercury poseía cuatro dientes más de lo normal, que nunca llegó a quitarse por miedo a que su voz cambiara. Un dato curioso: este molde dental fue el recuerdo que Malek se llevó del estudio de rodaje.

Vestuario complicado

Otro punto a destacar de ambas películas es que comparten diseñador de vestuario. Julian Day dio toda la vida que quizás podría haberle faltado al personaje de Malek, y por las primeras imágenes del rodaje parece que este hecho se repetirá o, incluso, superará en Rocketman. Cabe destacar que para realizar correctamente el vestuario de la película sobre Mercury, el diseñador y el protagonista pasaron más de 50 horas decidiendo qué piezas compondrían cada look. No hace falta decir que en el caso de Elton, la complejidad ha sido muchísimo mayor, con trajes más elaborados y más llamativos, que evocan a la fantasía que Elton John quiere transmitir.

Dos películas biopic diferentes, pero similares. Mismo director, mismo diseñador de vestuario, distintos iconos de la música. Una verídica y otra fantástica. Ahora queda esperar al estreno de la segunda para decidir cuál conquista más a la audiencia.

(Visited 38 time, 1 visit today)

About Lucía Martínez Sánchez

Estudiante de 4º de Periodismo y Diploma de Especialización en Gestión y Comunicación de Moda en el Centro Universitario Villanueva.

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.