TOC-TOC, ¿comedia o sufrimiento?

toc-toc

Síndrome de Tourette, Síndrome de Diógenes y obsesión por el cálculo matemático, trastorno compulsivo de verificación, obsesiones con las líneas, con las bacterias… En la consulta de un prestigioso psicólogo coincide un variopinto grupo de pacientes con algo en común: todos sufren un Trastorno Obsesivo Compulsivo (TOC). Pero su médico no puede llegar a tiempo, ya que su vuelo ha sufrido un inesperado retraso. Todos juntos en consulta se ven obligados a convivir durante unas horas.

A carcajada limpia. Así se reían todos los espectadores al ver actuar a los personajes en la mítica comedia teatral TOC- TOC, obra del conocido dramaturgo francés Laurent Baffie y adaptada en nuestro país por Julián Quintanilla. La obra teatral en España fue dirigida por el director teatral Esteve Ferrer, y ya lleva ​en taquilla diez años con 2.550 funciones y más de 1 millón de espectadores.

Realmente, ¿comprendían todas estas personas el sufrimiento que genera el TOC? ¿Conocían verdaderamente, de qué trata y qué consecuencias conlleva? Ya no sólo las personas que lo padecen, sino todas aquellas personas que se ven afectadas de alguna manera por encontrarse cercanas a este entorno.

Hace algunos años, el Trastorno Obsesivo Compulsivo (TOC) era considerado como una enfermedad psiquiátrica rara que no respondía a ningún tratamiento. Es hoy reconocido como ​un problema común que afecta al 2-3% de la población​, es decir, a más de 100 millones de personas en todo el mundo.

“Todos se reían de ellos mismos”

“¿Quién no tiene una manía?”, pregunta Esteve Ferrer mientras pide una taza de café en la cafetería “La Plaza de Chamberí”, situada a dos pasos de su casa. Hablando con el director y a la vez personaje de la obra, una se da cuenta de que uno de los secretos del éxito de la comedia es que, de alguna manera, las personas se reconocen con los personajes ficticios y las situaciones que viven. A medida que la entrevista avanza con el director de la obra TOC- TOC, era lógico preguntar que si la obra no era un acto de burla hacia las personas que sufren el trastorno. ​“No nos reímos de la enfermedad, sino de las situaciones que se crean. En las terapias a las que acudíamos, todos se reían de ellos mismos”, declara Ferrer.

“Los tipos de TOC que aparecen en la obra no son los más típicos”

Una persona que padece de TOC se da cuenta de ello. Es por eso mismo que ​no se puede considerar “loco” a una persona con este trastorno​. Una persona loca es aquella que no sabe que padece una enfermedad psicológica. Un paciente con TOC, al darse cuenta de que todo lo que hace es de alguna manera absurdo, sufre mucho más.

Según el dramaturgo, las enfermedades mentales en España se encuentran estigmatizadas. “Esta comedia cambia la perspectiva de la gente en cuanto al TOC, sobre todo, lo normaliza”, afirma. También ve necesario, que todas aquellas personas con TOC se den cuenta de que no están solas.

La enfermedad real

Pero, ¿y qué es realmente el TOC? ¿Es aquello que muestra la obra de Baffie? Para saber la respuesta, Nieves Álvarez, psicóloga de la Asociación TOC Madrid, responde a algunas preguntas sobre qué es el Trastorno Obsesivo Compulsivo.

“El TOC es un trastorno de ansiedad. Básicamente es, por un lado, la forma en que una persona maneja su ansiedad, es decir, aparece cuando padece de ello. Puede venir en forma de pensamiento, de imagen, de sensación que genera malestar… Eso es a lo que llamamos obsesión. La obsesión se mete de manera involuntaria e intrusiva en la cabeza de las personas que padecen TOC, creando así un gran malestar y la necesidad de querer lidiar con eso de alguna manera. Esa manera es a lo que se le llama compulsión”, explica Nieves Álvarez para definir el trastorno.

Las compulsiones son todos esos actos que una persona con TOC realiza, pensando que así acaba con su problema obsesivo. Es como una superstición, pero llevada al extremo. “Tenemos la idea de las compulsiones del TOC de la obra de teatro, pero en realidad pocas veces es eso”​,​ ​comenta Nieves.

La realidad es que hay mucho desconocimiento sobre este trastorno. Los más frecuentes, según Nieves Álvarez, son aquellos en los que te obsesionas por cualquier cosa y luego te pasas el día dándole vueltas a la cabeza. Es lo que se le llama “las rumiaciones obsesivas”.

Hay un tipo de rumiación muy frecuente en los pacientes, aquella en la que un porcentaje elevado de los hombres no llega a saber si es o no homosexual. “Se pasan el día preguntándose si son gays, simplemente por que se han fijado en un chico guapo por la calle, ese es un TOC súper frecuente en consulta del que no se habla nada”, comenta Nieves Álvarez.

Otro tipo de TOC muy típico es la rumiación que le entra a muchos pacientes que se obsesionan con que han hecho algo malo a alguien sin intención. “Vas conduciendo y has podido atropellar a alguien sin darte cuenta. Luego son capaces de recorrer 500 kilómetros simplemente para comprobar que no ha sucedido”, ejemplifica Álvarez. Otro habitual, es la rumiación en la que muchas personas se obsesionan con el tema sexual. “Algunos tienen fobias de impulsión, creen que van a abalanzarse sobre alguien y hacerles algo malo sexualmente. Lo que pasa, es que esos tipos de TOC no se cuentan, ya que son los más feos”, cuenta la especialista.

La psicóloga deja muy claro que en la película no se muestra el sufrimiento real que viven cada día las personas con este trastorno. Las personas con TOC se dan cuenta de ello. Depresión, inhibición social, inseguridad…, éstas son algunas de las consecuencias más habituales de los pacientes con este trastorno. ​Quieren evitar las situaciones que pueden provocarles una compulsión, por tanto terminan aislados, sin hacer nada.

“Es uno de los trastornos que más sufrimiento provoca”

“La película al llamarse TOC- TOC, hace que la gente piense que eso es el TOC y lo que se muestra son manías. Es uno de los trastornos que más sufrimientos provoca”. La psicóloga, indignada, comenta sobre lo que transmiten tanto la obra teatral, como la película. “Me han llegado a entrevistar, y a no poner mis respuestas…, tú a qué vienes, ¿a entrevistar sobre el TOC o sobre la obra?”, declara Nieves Álvarez.

¿Qué pensarán los propios sufridores de TOC sobre este dilema? ¿Una comedia que muestra la realidad?

(Visited 80 time, 2 visit today)

About María del Mar Trillo-Figueroa

Alumna de 4º de Periodismo y Diploma Especializado en Relaciones Internacionales y Gobierno de Instituciones en Villanueva C.U.

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.