“La situación en Cataluña ha ido a peor”

Política Cataluña Independentismo

“Mi primera experiencia con el independentismo fue en primero de carrera, cuando al terminar el primer día me acerqué al profesor para pedirle que diera la clase en castellano y me dijo que no”. Inés Rodríguez, estudiante de Ingeniería en la Universidad Politécnica de Cataluña (UPC), llegó hace poco más de tres años a la ciudad para comenzar sus estudios. Allí vive en primera persona el avance del conflicto político más relevante del país en la actualidad.

“No se me olvidará cuando el profesor me dijo que aprendiera catalán, que era yo la que había decidido vivir en Barcelona, y que la Generalitat me ofrecía cursos gratis para adaptarme”, añade la estudiante. “Noto que el idioma se impone porque tengo que hacer los exámenes y dar las clases en catalán y es algo que me limita y me cuesta. No es un idioma que yo quiera aprender”, añade.

Evolución a peor

Inés relata cómo desde su primer año en la facultad la situación ha ido in crescendo. “Cuando llegué hace cuatro años, apenas lo notaba, la verdad, el tema estaba mucho más tranquilo”, relata. Ahora, explica cómo la situación se ha agravado, especialmente con el aniversario del 1 de Octubre hace unos días: “Ya me he acostumbrado a que mis profesores se manifiesten en la entrada de la universidad, y a que todo esté lleno de carteles”.

“No se me olvidará cuando el profesor me dijo que aprendiera catalán”

Paula Bustos, compañera de clase de Inés en la UPC, cree que la situación social “ha evolucionado a peor porque la gente se ha vuelto más extremista. En términos académicos no lo noto ahora porque ya me he acostumbrado al idioma, pero conozco casos de que se haya impuesto el catalán en las aulas”.

Carlos, hermano mayor de Inés, ha vivido la evolución del conflicto desde hace años. “Cuando llegué a Barcelona, había menos crispación, y creo que el tema ha evolucionado a peor, mucho peor -admite-. Cada día la gente es más violenta”.

“Ha evolucionado a peor porque la gente se ha vuelto más extremista”

“Yo creo que todo esto acabará en una guerra civil, muchos catalanes se enfrentarán entre sí”, añade Carlos. Inés comparte su opinión: “Creo que acabará muy mal, la verdad. Espero que no, pero puede acabar incluso en una guerra, sino acaba antes de forma grave e incluso con muertos”.

Un tema tabú

Inés, con voz nerviosa, cuenta por qué ya no trata el tema con sus amigos más cercanos. “Te sientes como reprimida para hablar de temas que tengan que ver con España. No puedes defender lo que crees si es diferente a lo que piensan ellos, porque te sientes insegura”, señala. También recuerda cómo hace un par de días conversaba con una amiga suya de la situación política del país. “Por un momento parecía como si no estuviéramos en Cataluña, aquí no puedes hablar de esto”, se lamenta.

“Mis amigos respetan cómo pienso, pese a que la mayoría sean independentistas”, añade Inés. “Barcelona me ha dado muchas cosas, y si no estuviera a gusto no seguiría aquí, pero es cierto que es algo que desearía que no existiera. La clave es tener paciencia, saber de dónde vienes y qué defiendes”, concluye.

(Visited 175 time, 1 visit today)

About Lucía Martínez Sánchez

Estudiante de 4º de Periodismo y Diploma de Especialización en Gestión y Comunicación de Moda en el Centro Universitario Villanueva.

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.