“No nos etiqueten. Hacemos la música que nos da la gana”

Marcos Pascual Martín tiene 24 años y nació en Madrid. Actualmente es batería del grupo de música “Bromas Aparte”. El conjunto está compuesto por cinco miembros: Keko (la voz), Guille (bajo), Marcos (batería) y Álex y Lalo (guitarra).

Pregunta: ¿Cómo se formó el grupo? ¿Eran amigos antes?

Respuesta: El grupo lo formaron Keko y Guille hace 10 años. Ellos eran amigos del colegio, y además cantaban en el coro de la escuela, por lo que decidieron empezar a tocar juntos. Comenzaron con canciones de sus grupos de música preferidos, como: Despistaos, Pereza, El Canto del Loco… y después se pusieron a componer canciones propias. Yo llegué un poco más tarde, cuando tenía 16 años. Luego vino Álex ese mismo verano y Lalo fue el último, hace 6 años. Keko y Guille sí eran amigos. Yo no, me uní a ellos por un evento que puse en Tuenti. Álex había ido al mismo instituto que Lalo, aunque se habían separado, pero, en bachillerato, Keko coincidió con Lalo. Nos enteramos que Lalo acababa de irse de una banda de música, y como nosotros necesitábamos un guitarrista, lo cogimos.

Cambios en el grupo

P: ¿Ha habido modificaciones en el grupo? ¿Nuevos miembros?

R: Sí, en principio estaban Keko y Guille, y otros dos chavales. El grupo que tenían se llamaba “Cuatro Catorce”, porque eran cuatro niños de catorce años. Luego, el que tocaba la batería se fue del grupo, y, casualmente, ahora es nuestro técnico de sonido. Cuando yo entré en la banda, aún estaba otro que se llamaba Velasco y era el guitarrista, pero se fue porque los demás queríamos ir en serio y él no iba por esa línea. Cogimos a un guitarrista que se llamaba Peter, pero no pretendía ser famoso, no quería ser un grupo de “tour”, deseaba ser profesor de música y no le iban los conciertos, por lo que decidió irse del grupo, y finalmente llegó Lalo. Es decir, nos vamos juntando y separando.

P: ¿Qué planes tiene para este año?

R: Ahora mismo estamos grabando un disco que va a salir en dos partes. Estamos con la primera parte. Además, acabamos de tocar en Madrid y en dos semanas tenemos Andalucía. Pararemos por Semana Santa y luego seguiremos por toda España. Después de las vacaciones grabaremos la segunda parte del disco, con canciones de otro estilo. Tenemos en la cabeza ir a América, pero no sabemos si vamos a tener tiempo para ir, porque allí no te puedes ir dos días. La idea era hacerlo para diciembre.

“Prefiero dedicarme a tocar por ahí que estar en un laboratorio”

P: ¿Qué pensaron sus padres cuando decidió dedicarse a la música?

R: Realmente fueron ellos los que me metieron en la música, por lo que no pueden pensar nada ya que fue su “culpa”. Te empiezas a dedicar a la música poco a poco, y vas dejando de lado otras cosas. Yo me acuerdo que jugaba al fútbol, pero lo tuve que dejar, porque llegó un momento en el que tenía que elegir entre la música o el fútbol, y me decanté por la música. En esos momentos estaba en la Universidad haciendo la carrera de Biología, pero me di cuenta de que no me gustaba, que realmente lo que me interesaba era la música.  La terminé porque ya la había empezado, pero no sería capaz de dedicarme a eso, estaría triste. Prefiero dedicarme a tocar por ahí que estar en un laboratorio. Hoy en día, el proyecto es mi banda y ojalá sea el proyecto de toda mi vida. En definitiva, mis padres siempre me han apoyado, han venido a todos los conciertos, han puesto dinero si hacía falta, han comprado los instrumentos y me pagan las clases.

P: ¿Compagina bien su vida personal con la profesional? Si es así, ¿de qué manera lo hace?

R: Sí, compagino bien las dos vidas. Es verdad que cada vez es un poquito más difícil porque hay menos tiempo. Por ejemplo, la semana pasada apenas tenía

tiempo para nada, ni para pasar por casa. No he visto a nadie porque había que meterle muchas horas, estábamos grabando el disco y ensayando el concierto a la vez, y a veces se hace difícil. Hay semanas en las que no puedes hacer ningún plan, aunque siempre busco algún huequecillo para mi gente, por ejemplo, este fin de semana han venido mis amigos de Zaragoza y de Barcelona. Es cierto que no tengo huecos como las personas normales para poder quedar todas las semanas y meses, pero bien.

“El origen de nuestro grupo es una chorrada”

P: ¿A qué se debe el nombre del grupo?

R: El nombre del grupo lo pusieron también Keko y Guille, empezaban a dar conciertos y resulta que no tenían un nombre de grupo concreto, “Cuatro Catorce” no tenía sentido, porque ya no tenían catorce años y no eran cuatro personas en la banda, así que empezaron a pensar en otro nombre, y no sé a quién se le ocurrió, si a Keko o a Guille, pero recordaron a un entrenador que tenían en común en el equipo de futbol que decía mucho, “Bromas Aparte” y se les encendió la bombilla, y así fue como le pusieron el nombre al grupo. La verdad es que me encantaría tener una historia super guay pensada, pero es una chorrada.

P: El estar ahora de gira, ¿no les hace sentirse más fuertes y pensar que pueden llegar muy lejos?

R: Sí. Cuando tú te subes al escenario y hay gente, piensas que ya lo tienes todo hecho, pero son espejismos. Hay lugares en los que, por lo que sea, no cala tu música o todo el mundo tiene algo que hacer y no va al concierto. Hay veces que en Madrid se junta un montón de gente, hasta tal punto que nunca habíamos llenado de esa manera la sala, y otras veces tienes la mala suerte de que vayan pocos. Pero nosotros la verdad es que nos sentimos privilegiados porque hay quienes no consiguen ni subirse al escenario, por eso, es importante darlo todo ante cuatro personas y ante 500. Y es una paradoja muy rara porque te subes un día ante 500 y al día siguiente ante 20, y eres la misma banda, la misma gente, y, además, esas 20 personas se entregan igual que las 500 del día anterior. Y por esto, tú no puedes estar más abajo, lo que pasa que a veces sí que se te baja un poco el ánimo, o no te sientes tan fuerte como en otros escenarios en los que te has sentido más poderoso. Pero, aun así, hay que salir a darlo todo, a pasarlo bien. Es más, nosotros cada vez que nos bajamos de un escenario nos sentimos sobre todo afortunados por poder hacerlo. Ahora contamos con un equipo, y estamos intentando darle la oportunidad a otras bandas que no son conocidas, ya que probablemente no tengan los medios para pagar la sala, el equipo… y estamos probando a con eso, ya que cuando nosotros éramos jóvenes nos hubiera gustado que alguien nos hubiera dado esa oportunidad y no la tuvimos.

“Al final cuando te encasillan te encajonas en un nicho de mercado y no puedes salir de ahí”

P: ¿Qué tipo de música suelen tocar?

R: No nos gustan las etiquetas. Llevamos mucho tiempo etiquetados por “managers” antiguos, por la industria, porque siempre te quieren etiquetar y al final cuando te encasillan te encajonas en un nicho de mercado y no puedes salir de ahí. Nosotros hacemos la música que nos da la gana, depende de la canción que escuches pensarás que somos más pop, más rock… Somos cinco personas, cinco personas muy diferentes, que los cinco tenemos la misma importancia en el grupo, y todos tenemos unos gustos musicales que algunos se juntan y otros no… Entonces es una mezcla tan rara que hay canciones que tiran, por un lado, canciones que tiran por el otro y no le puedes poner un nombre a ese estilo. Hacemos música, música para la gente; habrá gente que le guste y a otra que no, música para todas las edades. De hecho, en el concierto que dimos en Madrid yo flipaba, había desde una niña pequeña, hasta un señor mayor, un chaval que me acuerdo que venía con unos guantes con pinchos “super heavy metal” y otro que era más tipo urbano, que yo le encasillaría en un género más trapero.

P: El 24 de febrero empezó su gira aquí en Madrid en el Teatro Barceló, ¿en qué otros lugares van a estar?

R: En marzo, hemos estado en Granada, Málaga, Córdoba y Sevilla, y el 30 de abril estaremos en el Teatro La Latina, pero no es un concierto nuestro, es una gala de Premios, a los que nos han nominado y vamos a actuar; y haremos una actuación especial, distinta. También tenemos planeado hacer otro concierto curioso por Madrid, Castilla- La Mancha, Comunidad Valenciana, Murcia, Galicia, Barcelona, Zaragoza, Castilla y León… básicamente lo que queremos hacer es recorrernos España.

“Cuando me gusta algo le pongo 200% en ello”

P: ¿Desde que era un niño, siempre quiso dedicarse a la música o tenía pensado hacer otra cosa?

R: La música como tal no me empezó a interesar hasta cuarto de la ESO. Iba a clase de música porque me habían apuntado mis padres, pero tampoco le daba mayor importancia. Un amigo mío del colegio “Dos Parques” que tocaba la guitarra me dijo que quería formar una banda y esa fue en la primera que estuve, pero no teníamos ni nombre, ni canciones, ni nada… estuvimos unos meses básicamente tocando, quedábamos una vez cada dos semanas en un local que se alquilaba por horas y tocábamos cosas de Extremoduro principalmente. Ahí fue cuando me empezó a tocar el gusanillo del mundo de la música, y a mí cuando me gusta algo le pongo 200% en ello. Vi que en esa banda solo hacíamos el tonto, y a mí eso no me gusta, entonces decidí irme. Desde entonces, estuve buscando bandas, y cuando encontré “Bromas Aparte” no sé por qué, me dio la sensación de que en ese grupo había algo, y parece ser que no me he equivocado. A partir de ahí, hemos ido construyendo, el proyecto se fue haciendo serio, y llega un punto en el que te das cuenta de que te estás dedicando a eso, que ocupa tu tiempo y que no te queda espacio para dedicarte a otras cosas, pero, sobre todo, que no te interesan. Por eso realmente, a mí, si me preguntan si me quería dedicar a la música desde que era pequeño, desde luego digo que no, porque no empezó a interesarme hasta los 16 años más o menos.

(Visited 91 time, 1 visit today)

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.