“Las noticias de la Casa Real se leen cuando más morbo despiertan”

Casa Real Española

Ramiro Fuente es un periodista versátil, apasionado y con un gran bagaje a sus espaldas. En la actualidad es jefe de área de la información sobre Casa Real para la Agencia EFE, pero ha trabajado ocho años cubriendo política exterior, además de ser jefe de la información local y regional en la Comunidad de Madrid. “He llegado a donde estoy hoy por las circunstancias y la trayectoria, pero la formación es la propia experiencia de haber hecho todo tipo de cosas en periodismo durante tanto tiempo”, afirma Fuente.

Agencia EFE es el único medio español que tiene a alguien especializado en Casa Real. Según asegura el periodista, la información sobre Casa Real es muy particular, ya que aunque parece un asunto muy especializado se está contacto con todo tipo de informaciones.

“Cubrir Casa Real te obliga a estar al tanto de informaciones muy distintas de un día para otro”

P: ¿Qué se necesita para hacer buena información sobre Casa Real?

R: Ante todo, rigor. Es una información con muchos matices y hay que tratar de interpretarla siempre correctamente y eso es complicado. Tienes que estar pendiente de los detalles para que no se malinterprete y distorsione la información; luego, sentido común y discreción, porque te enteras de muchas cosas que no puedes contar.

“Hablar con los Reyes es bastante habitual”

P: ¿Cómo era la relación con Don Juan Carlos I y cómo es con Felipe VI?

R: La relación es buena pero diferente, porque son dos personalidades muy distintas. Juan Carlos era espontáneo en todos los sentidos, podía tener arranques de mal humor y estallaba; y dos minutos después ya se arrepentía y entonces se acercaba a cualquiera y pedía perdón. Su hijo Felipe tiene un carácter más contenido, es muy educado y siempre presta atención a todo lo que se le dice. Está muy preparado. A Felipe y a Letizia los vemos prácticamente todos los días. Hay oportunidad de conversaciones más o menos largas y siempre están abiertos a la prensa. Hablar con los reyes es bastante habitual.

Libertad de información y secretos

P: ¿Se puede hablar de censura?

R: Hoy día se puede escribir de lo que se quiera pero hasta hace pocos años había autocensura en prácticamente todos los medios. Esto empezó a cambiar a raíz del Caso Noos que rompió la burbuja informativa porque se empezó a escribir de las actividades del yerno del rey cada vez con mayor libertad y llegó un momento en el que el propio jefe de la Casa del Rey, Rafael Spottorno, junto al equipo tomaron la decisión de apartar de toda actividad oficial a Iñaki Urdangarin y a su mujer.

P: ¿Se da el “off the record”?

R: En algún que otro encuentro, acto o viaje oficial si hablamos con los reyes es off the record y eso se conserva al viejo estilo. Se entiende que es así salvo que nos interese preguntar si algo se puede contar y el equipo de prensa nos dé la autorización.

P: ¿Le interesan a los lectores las noticias vinculadas a la monarquía española?

R: Este tipo de noticias se leen cuando más morbo despiertan, pero también se puede hablar de morbo político. Por ejemplo si el rey hace un discurso que se puede interpretar como un toque de atención a la clase política como ocurrió en el discurso de la ONU en Nueva York.

P: ¿Qué inconvenientes encuentra a la hora de cubrir noticias de la Casa Real?.

R: El inconveniente de cubrir Casa Real es que no es fácil conseguir exclusivas ni primicias, por eso yo ahora estoy encantado porque yo eso ya lo he hecho. No recomendaría a alguien que empiece a trabajar como periodista a hacer este tipo de información, tiene sentido para alguien que ya ha tocado otras materias dentro del periodismo, que tenga experiencia no solo en la redacción sino también en la calle.

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.