“He venido solo para ver a Mario Casas”

Toro. La palabra más sonada en las callejuelas de Málaga. Poner un pie en esas avenidas de paredes blancas te sume de lleno en el aire del sur, en su vida, en su gente. En sus terrazas interminables de tardes eternas, en sus pequeños teatros o en sus mesas altas con taburetes a la altura que sujetan tapas y manos entrelazadas en alguna ocasión.

El cielo azul se extiende, un azul intenso, sin nubes, envuelto de una suave brisa que acompaña el momento. El Festival de Málaga es acogido por su público con una palpable efusividad. Carteles que inundan los farolillos y todas las paredes para que nadie se olvide de que la ciudad se rinde ante el evento.

La atención, en el Teatro Cervantes

Alfombras rojas en la calle Larios donde los turistas y los más castizos posaban en el photocall. También en el hotel AC Palacio donde los fans esperaban ansiosos durante horas la salida de sus actores favoritos o en el Teatro Cervantes, donde los focos pulían la silueta de los artistas y los elevaban a categoría de estrellas.

Luis Tosar y Mario Casas son los dos actores más buscados entre los aficionados

Retomando con la palabra sonada. La embestida del “Toro” de Mario Casas y Luis Tosar ha acaparado la atención de la prensa, los ciudadanos, el festival y sobre todo de sus fans. El nuevo salto a la gran pantalla de dos de los actores más reputados de España desarrolla una historia de amor, negocios sucios y amistad que  alza este film a la cumbre de la XIX edición del Festival de Cine de Málaga.

About Diana Fernández

Estudiante de 4º de Periodismo en Villanueva C.U.

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.