Otra manera de entender el cine en el Artistic Metropol

Actualmente en la Comunidad de Madrid hay muy pocos cines, por no decir ninguno, con las características del Artistic Metropol. Al principio buscaba ser especializado solo en el género de terror, y así fue durante unos meses. Pero poco a poco se fue transformando en lo que es ahora. Un lugar en el que se lleva a cabo cine de estreno, cine independiente, reestrenos, clásicos, cortometrajes, ciclos, presentaciones, eventos culturales y espectáculos escénicos de pequeño formato. En palabras de uno de sus socios, Alberto Fernández, “cualquier persona puede estrenar su proyecto en el Artistic Metropol ”.

Pero, como ocurre siempre, los inicios no fueron sencillos. Al principio todo era un poco caos ya que “montar una sala es una cosa muy difícil”, como explica Alberto Fernández. Sin embargo, Ángel Mora fue capaz de llevarla a cabo junto a los que, en octubre de 2012, eran sus socios.

A día de hoy, los eventos en los que proyectan VHZ o los ciclos de verano son aquellos con mayor afluencia.“Son cosas puntuales las que nos hacen ir más allá”. Al ser una sala pequeña, unas 20 o 30 personas son un buen número de asistentes.

“Son cosas puntuales las que nos hacen ir más allá”

En un cine de estas características no todo es caos y errores, a veces suceden cosas curiosas o divertidas. En muchas ocasiones van actores y actrices famosos a ver o algún estreno o alguno de los muchos espectáculos que ofrece el Artistic Metropol.

Anécdotas

En una ocasión Mario Casas fue al cine como un oyente más a ver un espectáculo de El Mentalista, quien siempre al comenzar la función pronuncia la frase de “no hay ningún actor ni ningún compinche entre los asistentes”. En ese momento todo el mundo se giró hacia Mario Casas y él dijo, “bueno eso no es técnicamente cierto”, y continuaron el acto sin más incidencias.

“Si me tengo que quedar con una anécdota me quedo con la de Mario Casas”

Pero no solo ocurren anécdotas cuando asisten personajes famosos, también cuando la sala está llena de gente pueden suceder. En ocasiones un proyector deja de proyectar o se va la luz en mitad de una proyección. Pero en el Artistic Metropol son lo suficientemente profesionales como para conseguir terminar el espectáculo.

Sin embargo, como dice Alberto “son pequeñas cositas que nos han ido ganando un nombre”.

About Belén Lázaro

Estudiante de 4º Periodismo en Centro Universitario Villanueva

Deja una respuesta