La filosofía Black Velvet: diseñar ropa sostenible

Desde pequeña tiene dos pasiones, la moda y el trabajo social, y desde hace cinco años las ha unido. Carlota Gramunt, antigua alumna del Centro Universitario Villanueva, es la dueña y fundadora de Black Velvet Couture, una firma con la que pretende aportar un granito de arena para cambiar el rumbo del sector textil hacia un camino más responsable y sostenible.

Estudió EBS en Villanueva con la intención de aprender a gestionar su empresa de moda, y aprendió a entender el mundo empresarial y cómo funcionar dentro de él. Actualmente realiza prendas por encargo y se mueve a través del boca a boca, aunque ya ha estrenado su página web. Sus clientes son sobre todo público femenino que va de los 25 a los 35 años, con personalidades muy definidas.

[Conoce otras historias de éxito de los Alumni Villanueva]

 P: ¿De dónde procede el nombre Black Velvet?

R: No fue nada premeditado. La verdad es que  me cuesta mucho utilizar colores, todo lo imagino en negro, y el terciopelo es una tela que me encanta.

P: Cuando diseña, ¿en qué se inspira?

R: Todo puede ser una fuente de inspiración. El arte en general siempre es un aliado cuando buscas ideas, aunque te puede llamar la atención un juego de luces, gente por la calle… pero aunque partas de una idea aleatoria, cuando la empiezas a desarrollar y después de trabajar sobre ella es cuando verdaderamente la inspiración aparece.

Los empresarios debemos asegurar que los procesos de fabricación y gestión cumplan  requisitos de sostenibilidad

P: ¿Por qué mezcla tendencia con sostenibilidad?

R: Empecé con el proyecto porque era la forma que se me ocurrió de unir la moda y el trabajo social, que eran mis dos vocaciones (antagónicas en un primer vistazo). Empecé a investigar sobre comercio justo y el impacto medioambiental de la producción textil y me di cuenta de que existía un problema real. Una vez que has visto y leído tantas burradas es imposible no cambiar la forma de entender el diseño de moda. Al final, la obsesión de un diseñador es hacer el vestido perfecto, el más bonito y elegante. En mi caso, esas cualidades engloban también el proceso de fabricación. Es imposible mirar una chaqueta y verla impecable si se que para su fabricación se han utilizado esclavos o estoy contribuyendo a destruir campos de cultivo de algodón. La moda es una industria que mueve millones y creo que está en manos de los creadores y empresarios asegurarnos de que los procesos de fabricación y la gestión de los recursos cumplan unos requisitos básicos de sostenibilidad, si no ¿quién lo va a hacer?

Referentes

P: ¿Tiene algún icono?

R: Dependiendo del momento siento interés por algunos personajes, por lo que hacen o han hecho. Pero la primera vez que vi más o menos claro lo que quería hacer con mi vida fue en el colegio, en clase de inglés, leyendo la vida de Anita Roddick, la fundadora de The Body Shop. Su filosofía me impactó y vi que podía trasladarse perfectamente al mundo de la moda.

P: ¿Quién es su diseñador favorito?

R: Me gustan muchos, desde Ann Demeulemeester, pasando por Azzedine Alaia, McQueen y Tom Ford hasta Riccardo Tisci.

P: ¿Con qué materiales le gusta más trabajar?

R: Con gasas, muselinas… telas vaporosas en general. Me encantan las túnicas y las superposiciones de este tipo de materiales.

P: Si tuviera que escoger a una modelo como imagen de marca, ¿a quién elegiría?

R: Freja Beha o Daria Werbowy

P: ¿Cree que en un futuro todas las prendas serán ecológicas?

R: Espero que sí,  ese debería ser el objetivo de todas las marcas de moda sin excepción. El objetivo debe ser que no haya que especificar si es ecológico o no, ya que será la única forma de producir.

Claves y consejos

P: ¿Cuáles han sido los momentos clave de Black Velvet?

R: Ha sido muy importante encontrarme con un grupo de diseñadores y profesionales del sector que comparten la misma filosofía que Black Velvet. Es muy reconfortante sentir que formas parte de un movimiento. Y realmente hasta ahora, que no he hecho ningún tipo de comunicación, cada encargo ha sido clave.

P: ¿Qué aconsejaría a otros jóvenes que quieren emprender?

R: Que se armen de paciencia. Llevar a cabo un proyecto es más largo de lo que uno imagina cuando empieza. Pero que a pesar de los obstáculos que encuentren, sigan adelante sin dudarlo.

About Susana Lahore

Estudiante de 4º de Periodismo de C.U.Villanueva

Deja una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.