El orgullo de afirmar “si lo dice la BBC, es cierto”

Hernando Álvarez, director de BBC Mundo
Hernando Álvarez, director de BBC Mundo

¿Cuáles son los elementos que deberían cambiar o mejorar los periodistas de hoy en día? ¿Es posible acercarse a la máxima objetividad? ¿Existen presiones políticas en un medio como BBC?

Para conocer y aprender del mundo de la información más allá de nuestras fronteras cuv3 ha viajado hasta Londres, a los estudios de la televisión pública británica: BBC (British Broadcasting Corporation).

Hernando Álvarez, director de BBC Mundo, respondió a estas y más cuestiones durante una entrevista en la sede londinense de la cadena.

En un sillón blanco, en una de sus innumerables plantas, entre el ajetreo de periodistas, platós y locutorios de radio, comienza la entrevista.

La primera pregunta que surge es cómo sobrevive la BBC como medio público en este mundo tan competitivo. Las expresiones “Tv licence”, “cualquier persona puede” y “nuestros servicios pertenecen al Estado , no al gobierno” suenan en su respuesta de forma contundente: “La licencia de televisión es nuestra forma de financiarnos.

Un medio con reputación internacional

“Cualquier hogar que tenga un televisor podrá consumir todos nuestros productos informativos a través del pago de 145,50 libras al año (177 euros aproximadamente)”. Con motivo de esta licencia, que se revisa anualmente, la BBC garantiza su independencia de cualquier tipo de gobierno. Este medio se considera deudor de los ciudadanos, ya que son los que financian la mayoría de sus contenidos, convirtiéndose en sus mayores “accionistas”.

Nuestra labor es describir, no calificar”, asegura  Hernando Álvarez, director de BBC Mundo

Si colocamos en un lado de la balanza a la sociedad y al otro el poder, los ciudadanos ganan por mayoría su importancia en este tipo de medio. Álvarez explica que deben mantener la reputación internacional que en este momento tienen: “Si lo dice la BBC, es cierto”.

“Es un error salir a la calle a reafirmar la propia opinión”

Si nos metemos de lleno en la labor de los periodistas, una regla básica para el ejercicio de la profesión es el off the record. El director de BBC World afirma con rotundidad que si alguien relata o confiesa una información en secreto, el periodista no está autorizado a publicarlo para aumentar el índice de público que lo lee, ve o escucha. Aun así, también explica que “la función de estos secretos es muy útil, porque te ofrece otro ángulo de visión para investigar”.

En España se han dado casos de este tipo, situaciones en las que se han visto perjudicadas personas que mantenían secretos sobre lo que hacen…o incluso lo que saben acerca de otros. Pero, ¿vale todo por conseguir una buena entrevista? ¿Estamos ante un combate entre la ética y el ego de los periodistas?

Hernando explica que no sólo es uno de los mayores errores de estos profesionales, sino también de la propia población. “Intentar salir a la calle buscando ideas que confirmen su opinión es una equivocación frecuente”, explica.

“El off the record hay que respetarlo, pero es muy útil para seguir investigando”

¿Por esta razón mantiene la BBC esa transparencia que le caracteriza? Hernando sonríe y cuenta que su labor, y la de todo buen informador, es “describir y no calificar”. No obstante, admite que en países como España esta transparencia no guste a todo el mundo… “Eso es verdad. En España encontramos personas que no se encuentran a gusto si nombramos cosas o personas de manera diferente a cómo lo hacen ellos”.

¿Por qué ETA no es “terrorista” para la BBC?

Ante la pregunta de esta periodista sobre algún ejemplo que haya llegado a sus oídos, Hernando Álvarez cita “a algunos españoles no les agrada que llamemos a  ETA grupo separatista armado en lugar de grupo terrorista”.

En cierta manera, explica que el no mentar la palabra terrorista no indica que le resten culpabilidad de los ataques que provocaba esta banda. Así lo argumentaban el propio Álvarez y David Spaull, editor de la redacción Central del Servicio Mundial de la BBC, en un artículo escrito en 1988: “¿Debería la BBC buscar una política editorial consistente para usar ‘terrorismo’ al describir una acción que claramente se ajusta a su definición?… La respuesta es no… En primer lugar, nuestra audiencia es tan perceptiva como lo somos nosotros y puede llegar a sus propias conclusiones sin que nosotros le proveamos los rótulos. En segundo lugar, hay acciones que no son hechos terroristas tan obvios y no deberíamos estar forzados a crear juicios de valor en cada evento… Mientras que el rótulo de terrorismo es innecesario para la audiencia que comparte nuestros valores, es probable que genere un efecto negativo en aquellos que no”.

Para concluir esta entrevista, no puede faltar el tema de la objetividad. El director de BBC Mundo  es consciente de que la objetividad no es aplicable al 100%. Explica que tienen que dar voz a todos, observar los distintos puntos de vista acerca del mismo suceso y, después, dejar a la audiencia que saque sus propias conclusiones.

También relata que en la BBC es impensable que existan presiones políticas o empresariales sobre este tema. Saben que hay quejas, pero afirma que su trabajo es describir las informaciones adaptándose a la realidad más objetiva.

Al despedirse, y como consejo, explica que la importancia del periodismo reside en “no creer que la audiencia es poco inteligente”.

(Visited 327 time, 1 visit today)

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.