Los siete pecados capitales en la búsqueda de empleo

Buscar trabajo en internet es la mejor vía
Buscar trabajo en internet es la mejor vía

La búsqueda de empleo consiste en una sucesión de pasos, y no se debe dar uno si no se ha realizado correctamente el anterior. En jobandtalent, plataforma de empleo que encuentra las mejores ofertas para los usuarios, somos conscientes de que en cada una de las fases  que conlleva este proceso es común cometer una serie de errores que penalizan a la hora de presentar una candidatura a una oferta de empleo.

Equivocaciones en las que se puede caer con facilidad, mientras que para las personas encargadas de valorar la experiencia y aptitudes de un profesional, no presenta una dificultad añadida detectarlas, lo que termina por declinar una candidatura.

Crear una red de contactos online que favorezca crear comunidades profesionales es importante

Los 7 pecados capitales que no debes cometer en la búsqueda de empleo son los siguientes:

1.- Pereza: En un mercado laboral competitivo como el actual, lo más importante es que cada currículum se adecúe lo máximo posible a la oferta de empleo. No debemos tener un currículum estático que sirva para todas las ofertas, sino que debe estar focalizado hacia la oportunidad laboral a la que alguien quiere inscribirse. Para ello, también debemos tener un perfil completo en las plataformas de búsqueda de empleo como jobandtalent o Linkedin. No completar un campo por pereza denota una falta de interés en la oferta de trabajo que apartará de inmediato del proceso de selección a un candidato.

2.- Lujuria: Se puede aplicar el refrán de que “más vale pájaro en mano, que ciento volando”. Con esto, hay que ser conscientes de que un candidato no tiene más ofertas de empleo por el mero hecho de presentarse a un mayor número de ellas, sino que debe realizar todos los pasos centrándose en ofertas de empleo concretas. Un ejemplo práctico para entenderlo; alguien que busca ofertas de empleo para periodistas, no encaja en todos los procesos dentro de la categoría de marketing online, sino que habrá una serie de ofertas que demanden perfiles como el suyo, y es a esas ofertas a las que se tiene que presentar.

3.- Soberbia: El auge de las redes sociales nos facilita crear una red de contactos muy importante para la búsqueda de empleo. Gracias a esas “comunidades”, podremos dotar de una mayor difusión a nuestros trabajos, estrechar lazos que favorezcan la colaboración y que nos faciliten ofertas de empleo que hayan surgido en sus entornos profesionales.

Otras redes como Linkedin nos abren una puerta a la posibilidad de contactar con profesionales de nuestro mismo sector, o expertos en Recursos Humanos de empresas dónde queremos trabajar. No pequemos de soberbia, e inventemos aptitudes o escenarios ficticios que en nada se parecen a nuestra realidad laboral para sobresalir en estos círculos.

4.- Ira: Las redes sociales se mueven en dos escenarios en lo referente a la búsqueda de empleo, ya que si una persona que busca trabajo deja de utilizarlas con sentido común, perderá numerosas oportunidades de empleo. Es cierto que el éxito de estas herramientas radica en la facilidad con que se puede crear un entorno perfectamente real, pero las consecuencias negativas son más fáciles de detectar por un mayor número de personas dentro de las redes sociales. Cuidar las opiniones y el material que se difunde a través de ellas es clave, ya que de ello también se compone una idea sobre un candidato a una oferta de trabajo.

5.- Gula: El ansia por enfocar la búsqueda de empleo a través de todos los medios online tiene como consecuencia que se descarten aquellas ofertas que puedan llegar a través de amigos, familiares o compañeros de trabajo. Cuando hemos explicado la importancia de los círculos de contactos en los perfiles online, hacíamos énfasis en la facilidad con la que luego ellos mismos pueden aportarnos oportunidades de empleo. Con los amigos y familiares sucede lo mismo, ya que son los que mejor nos puede recomendar de cara a una oferta de trabajo.

La mentira llega hasta la entrevista de trabajo

6.- Envidia: Cada persona tiene su perfil profesional y académico, y no por engañar con los datos se tendrá más éxito en la búsqueda de empleo. Pensar que un perfil profesional online está completo gracias a que nos hemos fijado en los mejores, y aporta datos atractivos para las personas encargadas de valorar a los candidatos es un error grave, ya que en la entrevista de trabajo comprobarán que se está mintiendo.

La repercusión negativa no sólo es sobre la oferta en cuestión, sino que frente a futuras ofertas de empleo ya sabrán que ese profesional presenta buenas cualidades para mentir. No hay que tratar de equipararte a otros candidatos, ya que en la búsqueda de empleo online uno de los mejores consejos que existen para ir paso a paso, comportarse como es uno mismo.

7.- Avaricia: No querer sacar el máximo partido a todas las ventajas que ofrece tener un perfil online, cuando es una herramienta que ayuda a detallar de la mejor manera posible las aptitudes y experiencia que posee un candidato. Contar con detenimiento los objetivos logrados en la carrera profesional que se tenga, la evolución académica, y la formación que se tiene son datos que aportan valor a la hora de acometer los pasos que se deben de dar en la búsqueda de empleo.

(Visited 290 time, 1 visit today)

About José María Méndez

José Mª Méndez-Castrillón, Alumni de Villanueva C.U. 2012, PR en jobandtalent. @mendezitto / @jobandtalent_es

2 comments

El mas que me gusto / pereza…wow como conozco personas que no quieren progresar o que te dicen si tomaria cualquier empleo luego los ayudas y luego te dicen…”ah eso no me gusta”o “yo nunca he hecho eso”.

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.