Así se gesta un videojuego

El antiguo alumno Antonio Hontoria, durante la mesa redonda
El antiguo alumno Antonio Hontoria, a la derecha, durante la mesa redonda

“El diseño de videojuegos empieza con una idea“. Y como cualquier creación audiovisual, esa idea ha de madurarse, desarrollarse y consolidarse hasta llegar a convertirse en un producto de calidad para el público. Actualmente, el mundo de los videojuegos, que oscila desde los gamers más instruidos hasta los principiantes de este sector, se encuentra en un disparado crecimiento, muy por encima de las industrias del cine y la televisión y configurándose poco a poco como un atractivo escaparate que cubre un amplísimo sector del mercado audiovisual.

Esta fue una de las conclusiones a las que se llegó en la segunda mesa redonda de la X Jornada de Comunicación Audiovisual del Centro Universitario Villanueva, centrada en el proceso de creación y elaboración de un videojuego.

Next level: will of Flame

Antonio Hontoria, diseñador y emprendedor del videojuego Will of Flame y antiguo alumno del Centro Universitario Villanueva, y Emilio López Riñón, desarrollador de Gameloft, ofrecieron una radiografía de su primer proyecto en el mundo de los videojuegos, el Will of Flame. “Queríamos llegar a los dos tipos de público que existen hoy en día, los hardcores y los casuals. Queríamos crear un juego ambientado en las películas de los 80, muy pegadizo y con mucha dosis de acción”, comenta Hontoria.

Tanto los diversos programas electrónicos con los que tuvieron que enfrentarse como las numerosas rectificaciones que se vieron obligados a hacer les ayudaron a crecer como profesionales y a mejorar como diseñadores. “Equivocándote aprendes -admite López Riñón- y ese aprendizaje es parte del proceso de desarrollo del juego”.

Encontrar un justo equilibrio para satisfacer a un público lo más extenso posible fue la parte más complicada. Hontoria reconocía que “por un lado buscas que el jugador no se frustre por no conseguirlo, pero también debes tener en cuenta que es igual de importante que tampoco se aburra si le resulta demasiado sencillo”.

“Equivocándote aprendes, y ese aprendizaje es parte del proceso del desarrollo del juego”

Escribir con imágenes

Josué Monchán es guionista de videojuegos, pero no un guionista como lo conocemos normalmente. En un videojuego no hay un desarrollo de los personajes, una evolución sistemática ni una tensión interna. “El diseño sustituye al guion -declara Monchán- por lo que debo contar historias a través del diseño gráfico“.

No obstante, Monchán reconocía que “usamos los videojuegos para crear historias, como las de los indios y vaqueros, y que, por consiguiente, puedes hacerte amigos jugando”. Ese es el poder que tienen los videojuegos, el de crear historias a través del diseño.

cuv 3 mesa 2 monchan
Josué Monchán en mitad de su conferencia sobre el diseño gráfico. Foto: Juan Marín

Por otro lado, Monchán destacó la enorme variedad con la que puede contar este sector. Desde hacer que actores reales sean los personajes de esas historias hasta basarse en la estructura del teatro para crear todos los escenarios. Es lo que Monchán calificaba de “el fagocitador de otros medios”, aludiendo al enorme potencial que cuentan los videojuegos para desarrollarse.

El boom de Youtube

Por su parte, Inés Barriocanal, también antigua alumna de Villanueva, aclaró que “el videojuego no es la única salida cultural de este sector”. Animó a los alumnos allí presentes para que estuvieran dispuestos a hacer mucho más para llegar a hacer lo que quisieran. Empleada de Boomerang Live, Barriocanal avisó de los peligros del enorme éxito de la plataforma Youtube. “El problema de Youtube es que está creciendo a lo bestia, y esta burbuja puede explotar. Hay muchos youtubers que se han hecho famosos por jugar a videojuegos y publicarlos”, afirmó.

Este modo de publicitar los videojuegos, que no es el modo de publicidad tradicional, está moviendo muchísimo dinero. Por eso Youtube es ya una realidad muy a tener en cuenta. ¿Cuál es el inconveniente? Que, irremediablemente, se está perdiendo calidad en el producto.

“Además de entretener, los videojuegos pueden enseñar valores morales y cultura”

Bebiendo del crowdfunding

El modelo de financiación del crowdfunding fue otra de las cuestiones que se abordaron en esta segunda mesa redonda. Los expertos afirmaron que “si bien es cierto que se necesita una ley que lo regule, hoy en día es la única vía para muchas personas para sacar adelante sus proyectos“.

Asimismo, se habló del poder educacional y cultural que tienen los videojuegos entre los jóvenes que los practican. Monchán aseguró que “además de entretener, los videojuegos pueden enseñar tanto valores morales como aspectos culturales que en el colegio resultan aburridos para la mayoría de los niños“.

Bajo este prisma surgió el debate sobre el uso de la violencia en los videojuegos. Barriocanal fue tajante, declarando que “más que la violencia, deberíamos hacer más énfasis en la educación que impartimos a los niños, cuyo principal error es que no deberían participar en juegos cuyos contenidos no hayan sido creados para ellos”.

1 comments

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.