Madrid in Love abre las puertas de su nueva Pop up Store navideña

foto-800m
Imagen del interior de la Pop up Store de Madrid in Love (Foto:Manuel Cabrera)

Solo ellos lo pueden hacer. Convertir un garaje en ruinas en un local de moda donde la mezcla de lo vintage de sus muebles de antaño con lo industrial consiguen crear un lugar especial. Son expertos en este tipo de eventos y, como es tradición, ‘Madrid in Love’ quiere hacerse notar.

Conocida como sus habituales Pop up Store, “Madrid in Love” ha inaugurado en el número 10 de la calle Fernando VI un garaje en ruinas que promete convertirse en lugar de peregrinación durante estas navidades.

Pop up store, su mejor escaparate

Esta nueva edición Pop up Store para el invierno 2013, abrió sus puertas el pasado viernes 13 de diciembre y estarán funcionando hasta el 5 de enero.

Algo que ya es tradición para esta conocida casa son sus eventos, que llevan cubriendo las fechas más señaladas en los lugares más especiales de la capital. La mezcla de lo vintage-industrial recoge nuevos talentos, emprendedores que prometen convertirse en  firmas consolidadas.

Un escaparate para ellos, y un local de compras para otros. Ropa de bebé, bolsos hechos a mano, bisutería, alimentación ecológica, muebles vintage entre otros productos que se pueden adquirir en el establecimiento. “Me gusta mucho este tipo de eventos, los puestos que ponen traen cosas mucho más originales que las tiendas convencionales”, comentó un cliente a las puertas del local.

“Los puestos que ponen traen cosas mucho más originales que las tiendas convencionales”

Este es su quinto evento desde 2009 que comenzarán su andadura.  A través de su página web abren la posibilidad a todos aquellos que quieran poner su puesto en sus ya conocidos eventos vintage.

Locales de moda

La decoración vintage es su  punto fuerte, seña de identidad, y lo hacen ver en sus diferentes locales  que decoran en la ciudad. Entre ellos destacan algunos como ‘Maricastaña’, un acogedor lugar en la Corredera Baja de San Pablo nº 12, un estilo nórdico e industrial, donde el ocio y la gastronomía van de la mano.

Otro de sus restaurantes ‘Dray Martina’, en la calle Argensola nº 7, ha abierto sus puertas recientemente, y aunque para ver críticas aún es demasiado pronto, todo apunto que este lugar es idílico para tomar una buena copa de media tarde.

En un local pequeñito de la calle Conde Duque se esconde un café llamado ‘Olive’, donde podrás tomar un café, un té, acompañado de uno de sus crepes o bizcochos caseros.

Sus conocidas creaciones de decoración no solo llegan al sector de la alimentación, sino también al sector textil. Victorio&Lucchino han confiado en ellos para decorar su tienda masculina en el barrio Salamanca, o Maguen 11:11, en la calle Velázquez.

About Manuel Cabrera Martín

Alumno de 4º de periodismo en Centro Universitario Villanueva.

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.