¿Quieres ser un Rey Mago de Verdad?

Carta de una madre agradeciendo a los "Reyes Magos" su labor
Carta de una madre agradeciendo a los “Reyes Magos” su labor

Que ningún niño se quede sin regalo de Reyes. Esta es la ilusión que mueve a más de 4.000 personas en toda España a colaborar con la iniciativa Reyes Magos de Verdad, un proyecto que busca que los niños que no tienen recursos puedan disfrutar de este día tan especial. Porque, ¿quién no recuerda la emoción de ese 6 de enero en el que, nos hubiéramos portado bien o no, Sus Majestades pasaban por nuestra casa para dejarnos regalos?

“Quiero una sartén para mi mamá”

Detrás del proyecto Reyes Magos de Verdad hay miles de historias. Como la del pequeño que escribió a los Reyes y les pidió “una sartén para su mamá” porque ella no tenía y a él le gustaba mucho la tortilla de patata y su madre no podía hacérsela. O la de la pareja de estudiantes sirios que llegaron con su hija a Granada para estudiar con una beca en la Universidad y al estallar la guerra en su país se quedaron aquí sin forma de volver, sin beca y sin nada. Ellos fueron unos de los muchos que pudieron ofrecer un regalo a su niña por Reyes gracias a la solidaridad de esta organización.

Muchos de los niños a los que atiende este proyecto están en centros de acogida

Muchas historias y también muchas vidas rotas. Porque muchos de los niños a los que atiende este proyecto están en centros de acogida porque o no tienen padres o éstos no pueden cuidarles. De hecho, se han recibido cartas de estos niños en las que pedían cosas como poder volver a ver a su hermana, que sus padres volvieran a estar juntos o que su papá no volviera a pegar a su mamá. Estos deseos nadie los puede regalar, pero sí un momento de magia e ilusión que les haga olvidarse, al menos durante un rato, de las circunstancias a las que les ha tocado hacer frente a su corta edad.

De una pequeña idea a un gran proyecto

Todo empezó hace seis años cuando a Paloma Lladó se le ocurrió mandar un e-mail a sus contactos para llevar regalos por Navidad a los niños de un centro de acogida de Madrid. Al día siguiente tenía más de 100 respuestas de personas que querían unirse a su plan.
Así nació Reyes Magos de Verdad, un proyecto que comenzó con unas cuantas amigas que querían ayudar a los más pequeños de un centro de acogida de su ciudad y que ahora llega a más de 15 ciudades españolas y dos portuguesas. El primer año repartieron 150 regalos, el año pasado consiguieron hacer llegar su ilusión a más de 4000 personas.

“Para mí poder participar en esto es un regalo, aunque tenga que quitarme horas de sueño y aparentemente me haya complicado la vida”, confiesa Cristina Castellanos, coordinadora de la iniciativa en Madrid. “Todo el mundo busca algún sitio en el que poder ayudar, y más ahora. Ver las cartas de los niños, poder ayudarles, ¿cómo no vas a colaborar aunque te tengas que matar?”

Cómo colaborar

Esta es la experiencia de Cristina Castellanos y de muchos más que, como ella, sacrifican su tiempo libre y sus energías para echar una mano a los que más lo necesitan. Colaborar es muy sencillo, basta con registrarse en la web de Reyes Magos de Verdad. Antes de Navidad, los nuevos “reyes magos” recibirán la carta de un niño con los regalos que pide por Reyes y la dirección de entrega del paquete. Los regalos nunca superan el valor de 30 euros para no crear desigualdades y para que sean asequibles a cualquier persona.

Empresas solidarias

También las empresas han querido participar en esta iniciativa solidaria. Famosa ha donado este año más de 70 de sus juguetes a la organización. Correos colabora enviando los regalos a cualquier punto de España y Cortefiel da todas las facilidades a sus empleados para que puedan mandar sus juguetes. Estas son sólo algunas de las empresas que cada año, al llegar Navidad, ayudan a que se sigan viviendo momentos tan especiales, a que ningún niño se quede sin esa magia que nos hizo soñar a todos cuando éramos pequeños: la magia de los Reyes Magos.

About Lola González Giraldós

Estudiante de 4º de Periodismo del Centro Universitario Villanueva.

Deja una respuesta