La verdad sobre el “doble check” de WhatsApp

la-foto-(1)
Los jóvenes son los más propensos a caer en la adicción de las redes sociales

Miércoles de madrugada. Mientras duermes llegan varios mensajes de WhatsApp a tu móvil. ¿Qué tal? ¿Qué haces? ¿Por qué no contestas? ¿Estás enfadado? ¿Te pasa algo conmigo? Estás durmiendo, y por lo tanto no contestas pero te despiertan. Lo peor no es que te hayan despertado, es que si no contestas van a creer que te has enfadado de verdad. Sin darte cuenta te has metido en un problema mientras dormías.

Whatsapp ha revolucionado el mundo de las amistades y también de las parejas aunque no siempre de manera positiva. A raíz de esto ha surgido el “síndrome del doble check”. Este síndrome se da cuando entre una pareja se genera cierta desconfianza por motivo de los mensajes que se mandan y se reciben por WhatsApp. Es un problema de ansiedad y desconfianza que en los tiempos modernos actúa como triturador de las relaciones sociales.

Significado del doble tick de WhatsApp

Cuando enviamos un mensaje a través de WhatsApp aparece un tic que nos indica que el mensaje se ha enviado correctamente a su destinatario. Cuando salen dos tics el mensaje ha llegado correctamente al destinatario pero eso no indica que lo haya leído. Ahí es donde se produce la confusión y se da el “síndrome del doble check”.

Begoña Arriscado, psicóloga especializada en educación familiar y relaciones sociales, explica a cuv3 más de cerca este fenómeno. “El problema no es WhatsApp, es la desconfianza que se hace más evidente, porque muestra las distintas relaciones con otras personas que antes no eran tan evidentes”, asegura.

Además afirma que si por un mensaje bobo, seductor o infantil tu relación se tambalea puede que lo que tenías antes tampoco fuera real. “Vivir siempre con tu pareja en la primera fase del enamoramiento (luna de miel) no es real ya que la persona que ha prolongado mucho ese sueño sufre mucho cuando despierta”, añade Arriscado.

Programas para espiar WhatsApp

Este síndrome aparece cuando un grupo de científicos de la revista Cyber Psicology and Behaviour Journal realizó un estudio y detectó que más de 28 millones de parejas han roto por conflictos relacionados con la hiperconectividad.  La hiperconectividad es la interacción de las personas y las cosas a través de máquinas enfatizada por el protagonismo omnipresente de Internet.

También hay quienes están obsesionados con la hora de la conexión e incluso algunos recurren a programas para espiar WhatsApp. Si solo sale un tic al lado del mensaje a lo mejor no hay ningún problema con tu whatsapp o con tu móvil. Existen algunas razones por las cuales el mensaje ha sido enviado al servidor pero no a tu amigo:

  1.  El teléfono de tu amigo no está encendido o no tiene batería
  2.  Puede estar dormido, también hay que tener en cuenta en qué parte del mundo vive.
  3.  Puede que no tenga conexión a Internet porque se encuentre en un ascensor o está en roaming
  4.  Puede que haya visto la notificación en  la pantalla pero no ha abierto WhatsApp para contestar (muy común en el caso de Iphone)
  5.  Puede ser que te haya bloqueado

En España hay 10 millones de usuarios que utilizan esta aplicación que permite enviar mensajes entre dispositivos a través de Internet sin coste alguno. En el mundo son cerca de 1.300 millones de personas que envían 11.500 mensajes por segundo por este sistema de comunicación.

En los últimos meses se ha popularizado el síndrome del “doble check”

Esto demuestra que hoy en día las redes sociales se han convertido en el medio de comunicación e interacción por excelencia. Además los expertos afirman que en los últimos meses se ha popularizado el síndrome del “doble check”.

Adicción a la mensajería instantánea

Proyecto Hombre alerta de que con motivo de la crisis aumenta el consumo de drogas en solitario por ansiedad y la adicción a la mensajería instantánea y al juego “online”. La asociación advierte de que todavía no se detecta en la sociedad como problema pero está afectando principalmente a los más jóvenes.

Por ello se lanza el mensaje a los padres de que un mal uso de las redes sociales puede acarrear problemas anímicos que en los casos más graves pueden llegar a la depresión. Arriscado explica que no es aconsejable el uso de Internet por los más jóvenes sin la supervisión de los padres y que la comunicación con ellos debe ser directa, clara y sencilla, de viva voz.

Alteraciones de sueño, el cerebro descansa poco, fatiga, bajo rendimiento escolar, problemas de atención, tics nerviosos, conductas impulsivas con la comida, aislamiento social, pérdida de hobbies y de oportunidades son algunos de los efectos que Arriscado añade al abuso de las redes sociales. “Como cualquier trastorno obsesivo es fácil identificar la dependencia porque la persona siente que si no está conectada pierde el control”, explica.

La Guardia Civil y la Policía Nacional informan y asesoran a padres y madres sobre el peligro y cómo “tunear los ordenadores”, por ejemplo para que no puedan acceder a los contenidos de algunas páginas no aptas para menores de edad”, explica.

Llama mucho la atención la situación laboral de los usuarios, que ha aumentado en un 40% desde 2008 según informa ABC. El perfil mayoritario responde a un varón de alrededor de 36 años, con estudios primarios, soltero y de nacionalidad española.

WhatsApp decide informar

Con motivo de todas las rupturas de parejas y de los casos de ansiedad llevados al extremo, WhatsApp decide a través de Twitter comentar a todos sus usuarios de la gran confusión en la que se encontraban. La compañía de esta manera quiere acabar con un debate que incluso ha inspirado un cortometraje.

De esta forma lo dejó bien claro: el doble check no es Dios. En el mensaje se leía lo siguiente: “doublé checkmark no significa que ese mensaje fue leído sino que fue entregado al dispositivo del destinatario”.

Con este mensaje quizás muchas personas se hayan relajado en cuanto a sus relaciones de pareja pero lo que si está claro es que whatsapp no se ha convertido de la noche a la mañana en un destroza parejas.

Es conveniente usarlo de manera correcta y conocer todas sus particularidades. De esa forma podremos utilizarlo como una herramienta de comunicación, que es para lo que al fin y al cabo se creó, y no como un arma de doble filo.

About Lorena López Trujillo

Alumno de 4º de Periodismo en CUV

Deja una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.