De actuar en Mónaco a crear su propia escuela de danza

Nuria Montes, directora de la Escuela de Danza Nuria Montes
Nuria Montes, directora de la Escuela de Danza Nuria Montes

Conoce qué se siente al bailar en los mejores teatros pero también sabe cuál es el dolor que se siente al destrozarse los pies después de pasar horas subida a unos zapatos. Nuria Montes, directora de la Escuela de Danza Nuria Montes, lleva toda la vida dedicada a la danza.

Con tan sólo tres años comenzó su andadura por el maravilloso mundo del baile. Y a pesar de estudiar Turismo como “plan B”, siempre tuvo claro que quería ser bailarina. Una profesión que le ha dado quebraderos de cabeza pero muchas alegrías.

En su largo recorrido profesional ha tenido la ocasión de actuar para personalidades como Tierno Galván o Grace Kelly, ha formado parte del Ballet Las Rosas, ha sido elegida por el Ministerio de Cultura para representar a España en Mónaco, ha sido jurado en el festival de la OTI y jurado en TVE en programas como Nueva Gente, entre muchas otras cosas.

Con tan sólo 18 años su profesora, Pilar Trujillo, le dio la oportunidad de dirigir una pequeña escuela a la vez que lo compaginaba con sus estudios. “Me costaba mantener mi ritmo de estudios, actuaciones y clases pero sabía que tenía que conseguirlo si era lo que realmente deseaba”, afirma Nuria Montes.

Poco a poco fue haciéndose hueco en este arte. Sin embargo, con el nacimiento de su hija decidió abandonar los escenarios para dedicarse exclusivamente a la enseñanza. De modo que decidió abrir su propia escuela, la que actualmente cuenta con más de 200 alumnos.

“He disfrutado mucho en los escenarios, para mí no hay nada como actuar”

Sus 28 años de experiencia avalan que la disciplina y la constancia son la base para ser un buen bailarín. Diariamente imparte junto con profesionales clases de todo tipo de estilos, desde Clásico Español y Flamenco a Funky pasando por Danza Creativa. Y observa con orgullo cómo muchos de sus alumnos actúan en teatros, musicales o series de televisión.

Querer es poder

“Siempre le digo a mis alumnos que si realmente se quieren dedicar al mundo artístico lo único que vale es la dedicación continua y el entusiasmo”, declara Nuria Montes, pues para ella la danza es la creación de algo único, ya que “cada uno interpreta una misma partitura de forma diferente por eso es especial”.

Y es que para bailar tan sólo se necesitan ganas y mucha ilusión. “Todos podemos hacerlo, por supuesto cada uno en su nivel y capacidad pero hay sitio para todos”, añade Nuria Montes.

Aunque es una mujer muy exigente en su trabajo a la vez es muy cercana. Y como todo buen artista, Nuria Montes nunca deja de aprender y de enseñar, ya que esta carrera requiere mucha constancia y pasión. Y por supuesto, siempre tiene un proyecto en mente que realizar con su escuela, desde grandes festivales a pequeñas actuaciones.

Al fin y al cabo, es una privilegiada por hacer todos los días lo que más le gusta. “Tengo el placer de abrir la puerta de una escuela en la que todos los alumnos y los profesores sonríen porque realmente estamos haciendo lo que más nos gusta, bailar”.

(Visited 709 time, 1 visit today)

About Raquel Lorenzo

Alumna de 4º de Periodismo en el Centro Universitario Villanueva.

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.