Sonsoles Ónega: “Dudo que la especialización sea la clave para encontrar trabajo”

Sonsoles Ónega, periodista  y escritora española, es una profesional del periodismo consolidada. Actualmente trabaja como redactora de informativos Telecinco, está especializada en información política y parlamentaria, retransmitiendo los directos desde el Congreso de los Diputados. Además ha escrito varias novelas, entre las que destacan “Calle de la Habana esquina Obispo”, un retrato de la realidad cubana en los años 90, y “Encuentros en Bonaval”, en la que plasma el periodismo de las postrimerías del franquismo en la ciudad de Santiago de Compostela.

La especialización será un plus  para el periodista, afirma Ónega

Ser periodista la viene de familia ya que su padre, Fernando Ónega, fue jefe de Prensa de la Presidencia del Gobierno con el Gobierno de Adolfo Suárez, y recibió en los 70 el premio Ondas, la Antena de Oro (1994) y el Premio Expopress Honorífico (2011) en el cincuentenario de su trayectoria profesional, entre otros.

Sus comienzos

Sonsoles Ónega comenzó como becaria en una agencia de noticias, Fax Press, que dirigía Manuel Leguineche, un destacado reportero que tuvo la ocasión presenciar y transmitir algunas de las crisis y conflictos bélicos más desgarradores del siglo XX.

La periodista afirma que  desde el primer año de carrera ya empezó a hacer prácticas en esta agencia y luego pasó por otros medios de becaria, hasta que se colocó en CNN+, ya con un contrato “más o menos decente” y a partir de ahí progresó hasta que llegó a los informativos  de Telecinco.

Trabajar en el Congreso de los Diputados

Telecinco es la cadena donde la periodista lleva seis años realizando la información parlamentaria. “Muchos días estamos horas trabajando para que luego en el directo haya que concentrarlo todo en apenas 15 segundos”, afirma. Esos pocos segundos es lo que llega a los telespectadores pero lo que no se ve es la larga jornada laboral que tienen los profesionales que trabajan en el Congreso.

Estas jornadas comienzan a las 9 de la mañana pero desde el primer momento la actividad constante les persigue, de unos pasillos a otros, a las salas de prensa, hablar con la cadena o hablar con compañeros de otros medios. Pero su actividad no termina aquí, todavía queda el directo del mediodía y la actividad parlamentaria por la tarde, lo que hace que algunos días sus jornadas laborales duren 12 horas.

Periodismo especializado

La periodista asegura que cuando comenzó a trabajar se pensaba que la especialización periodística era algo muy importante, y de hecho su primera especialización fue haciendo información de justicia en los tribunales, a lo que le dedicó ocho años de su vida.  “Ahora tengo mis dudas porque el periodismo está en plena evolución, revolución y parece que cada vez nos piden saber un poquito de todo, no digo que sea bueno pero es lo que exige el mercado”, declara.

Con especialización o sin ella lo más importante es estar abierto a todo y ser capaz de llevar a cabo cualquier proyecto. El periodista que triunfe será aquel que sea capaz de “especializarse” en un amplio número de temas sin cerrar nunca puertas a otros campos, teniendo en cuenta las nuevas tendencias y las nuevas tecnologías.

Esfuerzo, vocación e ilusión son el ejemplo que refleja Sonsoles Ónega, y que afirma han de tener cualquier periodista y futuro periodista para conseguir el éxito en la situación de crisis que viven tanto la profesión como la sociedad.

(Con información de Silvia Gutiérrez Barrado)

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.