Hermés se toca, se mira y se huele en el Palacio de Cibeles

Espacios naranjas como su color emblema, combinación de luces y oscuros, detalle, un viaje desde un safari hasta una cuadra… pero sobre todo, elegancia y lujo. ‘Esencia del cuero, así es la exposición de la firma parisina Hermès, que ha acogido uno de los lugares más característicos de la capital, el Palacio de Cibeles, y que cierra sus puertas este domingo.

Un recorrido a lo largo de trece salas, en las que la maison quiere dejar constancia de los 170 años que lleva “tratando y manipulando las pieles más bellas, elegidas, cortadas, cosidas y lustradas con gran esmero por seis generaciones”, ha declarado Pierre-Alexis Dumas, director creativo de Hermès.

Artesanía en directo

Las pieles y la artesanía son algo fundamental en la firma, y a lo largo de toda la exposición así queda reflejado. Por ello, la marca no ha dejado pasar la ocasión de llevar al Palacio de Cibeles a tres de sus artesanos.

Con un público expectante alrededor de su mesa de creación, los maestros del cuero trabajan las pieles expuestas en la primera sala de la exhibición, dando la oportunidad al público de tocarlas y olerlas.

Estos artesanos cumplen un papel fundamental en la exposición, ya que de forma continua muestran su trabajo y explican a los asistentes la importancia de las costuras a mano, llevadas a cabo con un punzón e hilos de lino. Un proceso que, tal y como aseguran, abarca un total de 22 horas.

Ver con sus propios ojos el proceso de producción de algunos de los bolsos icónicos de la firma, como el Kelly, Constace y Jypsière, ha sido una de las cosas que más ha gustado y sorprendido de ‘Esencia del cuero’. “Me parece bastante interesante que traigan a la exposición a un verdadero conocedor en la materia y enseñar cómo se hacen los bolsos me parece algo impresionante”, comenta Rocío Campos, una opinión que coincide con la de Alba Estraviz: “Sobre todo es muy interesante poder palpar las pieles que utilizan y tener la posibilidad de conocer a un artesano de la casa y verle trabajar in situ”.

El caballo, el primer cliente de Hermès

Pero la exhibición va más allá, no solo refleja el savoir affaire de la firma. A medida que el público se adentra en la exposición, puede apreciar algunos de los complementos y productos más destacados de la marca, alguno de ellos recogidos en una de las salas que ha recibido mejor crítica por parte del público: ‘El caballo, nuestro primer cliente’.

Esta sala, la número diez, se convierte en un homenaje al caballo, el que ha sido una inspiración para el diseño de bolsos, no solo los de hoy en día sino también los que hubo en sus orígenes. De este modo, los visitantes podrán observar bolsos creados a partir de los comederos de caballos o alforjas.

Además de las prendas inspiradas en la hípica, Hermès también ha presentado otros productos que le caracterizan. Junto a sus bolsos más míticos -presentados en una vitrina que adopta la forma de bolso Kelly gigante- también se puede ver las maletas y bolsas de viaje, inspiradas en un espíritu nómada y un safari por el desierto.

Y haciendo honor a España e inspirándose en Madrid, los trajes de luces, Goya, Velázquez y la Real Escuela Andaluza del Arte Ecuestre, el equipo de Hermès ha diseñado dos variaciones de su bolso Passe-Guide para la exposición de nuestro país, uno en rojo, que va a permanecer en la colección, y otro en negro, que está siendo subastado.

Una exposición con diversidad de críticas

Por lo general, aquellos que han visitado ‘Esencia del cuero’ se van con un buen sabor de boca, como es el caso de María Fuster: “la exposición me ha parecido fantástica. Lo que más me ha gustado es el montaje, que te hace apreciar la larga tarea que conlleva la creación de un bolso, desde la selección de las pieles, su desarrollo, y por supuesto, su diseño”.

Pero no siempre llueve a gusto de todos. Francisco Romero asegura que “me ha parecido un derroche de mal gusto, de lujo superfluo y de un mercado que es elitista. No veo que la exposición tenga ningún sentido social, ni gusto en la estética” a lo que añade, “me ha parecido hortera por completo”. Algunos, incluso afirman que para comprarse un bolsos, primero tienen que vender su casa.

Algunos afirman que para comprarse un bolso, primero tienen que vender su casa

‘Esencia del cuero’ es una exposición que tras haber visitado ciudades como Shanghái, Londres o Roma, se instala en Madrid hasta este domingo 13 de octubre. La exposición, que ha acogido ya a más de un centenar de personas, permanecerá abierta hasta dicha fecha desde las 11 hasta las 20 horas. No lo dudes, y adéntrate en la piel de Hermès.

(Con información de Blanca de la Peña Peces)

About Paloma Sanchez Celemin

Alumna de 4º de Periodismo en la FCOM de Villanueva

Deja una respuesta