Jaime Erasun: de pescar salmones en Escocia a dirigir una multinacional

Fue pescando salmones en Escocia, y sin una mínima noción de inglés, como Jaime Erasun comenzó su larga trayectoria profesional, que este miércoles desgranó en las X Jornadas de Publicidad del Centro Universitario Villanueva, centradas en los emprendedores. Ahora, es presidente y fundador de Pool, una empresa de Comunicación y Marketing que no solo cuenta con veinte años de experiencia, sino que, además,  ejerce también su actividad al otro lado del Atlántico, en concreto en Argentina y Perú.

La cuestión es, ¿cómo ha sido capaz de llegar hasta ahí desde la nada?

Aunque parezca mentira, Erasun comenzó sus primeros pasos como en “la típica historia de garaje” de las películas, con la ayuda de cuatro amigos, a los que invitaba a comer a su casa.  Fue así como sacó e impulsó la idea de crear su propio negocio.

Imaginar hasta dónde se puede llegar

Pero esta idea no surgió de la nada. Antes de esta anécdota, Erasun aprovechó la oportunidad de trabajar en varias agencias americanas, que le dotaron de experiencia y cambiaron su modo de ver la comunicación. Esto le permitió empezar a darse cuenta e imaginar a dónde quería llegar.

El principal objetivo que perseguía era el de realizar un cambio radical en la concepción que se tenía a la hora de comunicar, en las maneras y las formas; y realmente, fue la buena ejecución de esa idea la que le condujo hasta donde está ahora.

Jaime Erasun presidente de Pool, explica su experiencia en las X Jornadas de Publicidad (Foto: Rocío Gil)
Jaime Erasun presidente de Pool, explica su experiencia en las X Jornadas de Publicidad (Foto: Rocío Gil)

La ilusión, la fe, el entusiasmo y la exigencia son las claves que uno tiene que tener para emprender cualquier trabajo, según nos ha contado.

“Si no tienes miedo, no triunfarás”

De un modo muy cercano, el fundador de Pool explicó lo importante que es creer en uno mismo, y en su propio equipo, pues será con él con quien uno va a enfrentarse a los momentos más críticos en el día a día.  Además, explicó cómo plantar cara a ese miedo inicial que surge a la hora de impulsar nuevos proyectos, afirmando que es bueno tenerlo, pues solo eso será lo que te hará moverte y madurar. Si no tienes miedo nunca, no triunfarás, recordó.

Como consejo, citó que desde el inicio de la carrera hay que tener los ojos abiertos y tratar de vivir de forma paralela infinidad de cosas que no están inscritas en el programa educativo:  leer, oír música, ver cine, discutir y viajar… Esto será lo que enriquezca y colme de experiencia, ya que nunca se sabrá qué podemos necesitar más adelante y qué nos deparará el futuro.

 

(Visited 493 time, 1 visit today)

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.