Bolonia: un buen plan (para hacer turismo)

Le due torriCon una compañía aérea barata, un vuelo a Bolonia no puede costar más de 50€ ida y vuelta. A ese precio, Bolonia es un destino que conviene tener en cuenta. Cuv3 les presenta una alternativa a un fin de semana corriente y moliente en Madrid. Porque ir a Bolonia es un buen plan.

Lo más sencillo es la llegada. El aeropuerto de Bolonia es un lugar pequeño, pero con muchas conexiones y lo mejor de todo, muy cercano a la ciudad. Al salir, el autobús Aerobus le lleva en media hora, directamente a Bolonia. El ticket se le paga al conductor y tiene un precio de seis euros. En cuanto lleguen, acérquense al hostal que hayan escogido, dejen las maletas, ¡y a distrutar de Bolonia!

Dónde buscar alojamiento: les ofrecemos los links de algunas páginas que pueden ayudarles a reservar su hospedaje más económico

 

Lugares que no puede perderse:

  • Las dos torres: la torre que no está torcida puede visitarse y ofrece unas vistas preciosas a la ciudad. La entrada cuesta seis euros y el horario se restringe hasta las cinco de la tarde.
  • Visita a los siete secretos de Bolonia: Bolonia también tiene su parte misteriosa. Les invitamos encarecidamente a dar un paseo por la ciudad italiana en busca de los siete secretos, y para que no comiencen a buscar de cero les señalamos cuatro zonas por donde empezar…Los 7 secretos de Bolonia
  1. Piccola Venezia: una ventana que mira directamente a Venecia.
  2. Neptuno: depende por donde lo mires, va dirigido a distintos públicos.
  3. Cannabis: el recuerdo de cuando su venta era legal en Bolonia.
  4. Demonio: el retrato de los antiguos habitantes de la casa con un invitado extra.
  5. Arcos: en los pórticos que se encuentran en frente de la catedral, las personas pueden susurrarse desde lejos.
  6. El reloj de la estación de tren: permanece parado a las 10.25, hora en la que se produjo la matanza de Bolonia en 1980.
  7. Piazza Maggiore: un meridiano muestra la hora del día si le da la luz del sol.

Planes que no debe dejar de realizar:

  • Rafting en las antiguas alcantarillas romanas. No se asusten, la red de alcantarillado que se utiliza es nueva, y no es ésta la que se puede visitar. Se trata de las antiguas alcantarillas romanas, que han permanecido como una divertida atracción turística. Pregunten por la excursión en cualquier comercio de Via Indipendenza o Via Augusto Righi.
  • Excursión a San Luca. Varias líneas de autobús de ATC les llevan a este destino. Hablamos de una peregrinación de no más de una hora hacia la basílica de San Luca. El paseo merece la pena y la llegada les dejará sin palabras. Además, encontrarán un restaurante-pizzería de buena calidad y a buen precio en lo alto de la montaña, para reponer fuerzas.

Dónde llenar el estómago:

  • El Pappagallo. Es el restaurante más prestigioso de Bolonia, situado bajo el pórtico más antiguo de la ciudad. Localización: Piazza della Mercanzia, 3.
  • Heladería Mauritius. Ha cambiado de nombre, pero los mejores sabores del mundo siguen existiendo a petición del cliente: Bizciocco di Cuba, Delirium y Mauritius. La heladería sigue localizada en el mismo lugar: Via Riva di Reno 76, cerca de Via Indipendenza.