Subastas Fernando Durán: ¿Alguien da más?

Cabinet de forma arquitectónica en marfil 301.250, Jaguar XJS,  14.460 €. Esto no es una carta a Sus Majestades de Oriente, son precios de artículos de subasta. No apta para compradores compulsivos, pues no podrían adquirir más de dos piezas sin tener que vender su alma al diablo, a muy buen precio por cierto.

Subastas Fernando Durán es uno de los centros de intermediación y ventas con más venta de España. Tiene su sede en Madrid, en Velázquez, 4 y Conde de Aranda, 23 y 24. Cada una de las sedes tiene una función. Una de ellas es sala de subastas, otra de exposición y tasación de arte, y la tercera para exposición y tasación de todo tipo de objetos: desde relojes de pulsera hasta muebles del siglo XVII.

El momento de la subasta es una décima parte del trabajo de estas empresas, no todo es el glamour del cine. Las obras se exponen diez días antes de la celebración de la subasta, previa tasación del experto de arte, en este caso Kristian Leahy Brájnovic. Un hombre con un origen muy peculiar: su madre es croata y su padre americano.

El precio de salida se hace prácticamente a ojo de buen cubero. Leahy le pone precio a las obras en función de lo que le gusten, la trayectoria de la obra, el artista…etc. Hay cuadros que salen a 200 € y otras que salen a 50.000 €, como una de las obras de las que se sienten más orgullosos. Se trata de una pieza única: un cuadro pop de Tom Wesselmann, uno de los mejores discípulos de Andy Warhol, se acabó vendiendo por180.000 €. Una boca con labios rojos, carnosos y muy vivos, y un fondo de color beige, que pertenecen a Marilyn Monroe.

Otras de las obras famosas que han vendido son cuadros de pintores españoles como Zurbarán, Tapiés, Saura o Barceló. Los clientes son muy variados: nacionales y extranjeros, con mejor o peor pinta, lo que aseguran es que compra gente famosa, el problema es que es confidencial. Afirman que la crisis les ha pasado factura, aunque  las cifras no respaldan esta idea.

Para hacerse una idea de los efectos de la crisis lo mejor es ver los remates. Para los que nunca hayan asistido a una subasta los remates son los precios con los que cierran las ventas de los productos tras la puja. Los resultados más destacados del pasado año en Subastas Fernando Durán fueron en diciembre de 1.275.850, pero no es el máximo, ya que en el mes de octubre llegaron a más de dos millones de euros. Como decía el arquitecto Ignacio Vicens la semana pasada a cuv3, “a los ricos no les afecta la crisis”.

About Alvaro Canosa

Alumno de 3º de Periodismo