Dalí, Lorca y la Residencia de Estudiantes

Lorca y Dalí de la Colección Fundación Federico García LorcaLa relación entre dos grandes figuras del arte español del siglo pasado, Federico García Lorca y Salvador Dalí, ha sido recientemente objeto de una controvertida polémica. Libros como Lorca-Dalí. El amor que no pudo ser de Ian Gibson o películas como Little Ashes de Paul Morrinson ahondan en lo que pudo ser más de una íntima amistad, a partir de la correspondencia mantenida entre ambos.

CaixaForum se ha servido de esta misma documentación para proponer un nuevo enfoque en la relación, centrándose en su discusión y complicidad artística-intelectual, así como en la influencia que tuvieron uno sobre otro en sus respectivas producciones. Para ello, se mostrará más de 300 documentos estructurados en tres apartados, que coinciden con la evolución de su amistad y los referentes que tomaron durante esos ocho años.

Dalí y Lorca se conocieron en la Residencia de Estudiantes de Madrid en marzo de 1923 bajo el paraguas de las últimas corrientes literarias y artísticas que se daban en Europa –sobre todo en Francia e Italia-. Desde ese momento y hasta 1929 –año en que sus caminos se separan con la marcha de Dalí a Paris, y de Lorca a Nueva York- mantuvieron un rico intercambio. Según se nos presenta, el distanciamiento en el plano intelectual se produce a raíz de una discordancia producida por el radicalismo surrealista que toma la obra daliniana.

Especialmente interesante resultan para el visitante los puntos de convergencia e influencias que tuvieron sobre el otro. Su punto álgido está en las obras que se dedican mutuamente: “Oda a Salvador Dalí” del granadino (1926) y  “Sant Sebastià” del catalán (1927 – L’amic de les arts). Esta última referida al reconocido símbolo sexual, que utilizan como metáfora que opone la estética daliniana de lo objetivo y lo fabricado –las flechas- a la concepción lorquiana de lo emotivo y vivo –la carne-; y que se podría referir además a los aspectos más íntimos de su amistad. Entre las colaboraciones cabe destacar El libro de los putrefactos y la revista gallo –editada por Lorca y con portada de Dalí-.

Además de la documentación testimonial  basada en fotografías, diálogos, ilustraciones y proyectos comunes, CaixaForum se sirve de una mirada transversal a las principales vanguardias artísticas, a los autores y publicaciones que surgen en su intercambio para ilustrar estas discusiones artísticas. Así podemos encontrar obras de Picasso, Cézanne o Miró, entre otros; y números de la Revista de Occidente, L’espirit nouveau, Valori Plastici o L’Amic de les arts.

La exposición que se justifica en el centenario de la Institución Residencia de Estudiantes de Madrid, contó para su inauguración con la presencia de la ministra de Cultura, Ángeles-González-Sinde. Es fruto de una ambiciosa colaboración de la Obra Social de la Caixa con la Fundación Federico García Lorca, la Fundación Gala-Salvador Dalí y la propia Residencia de Estudiantes, entre otros. Y podrá visitarse gratuitamente hasta el 6 de febrero en CaixaForum Madrid.

About Alba Romero Villa

Estudiante de 4º de Periodismo; Comunicación y Gestión de Moda.