Mozo de espadas, un trabajo diferente

Paco Ureña en el ruedo, con su mozo de espadas Juan Manuel Márquez
Paco Ureña en el ruedo, con su mozo de espadas Juan Manuel Márquez

Entrevistamos a Juan Manuel Márquez, mozo de espadas del torero sevillano Paco Ureña. Este  joven especialista en el mundo de los ruedos explica a cuv3 cómo se desenvuelve con sus tareas y muchas de las curiosidades del mundo taurino.

Pregunta: ¿Desde cuándo lleva en la profesión?

Respuesta: Llevo ejerciendo desde hace cinco años aproximadamente.

P: ¿Cómo y cuándo decidió ser mozo de espadas?

R: Mi padre es mozo de espadas desde hace treinta años,  he vivido  la profesión desde que he nacido prácticamente, desde los dieciséis años me iba con  él a limpiar los capotes de los toreros y a realizar todas las funciones que ha día de hoy llevo en práctica.

P: ¿Qué función tiene el mozo?

R: Nos encargamos de todo, reservamos los hoteles en los que se van a hospedar los toreros, cobramos el dinero de las corridas y lo repartimos entre toda la cuadrilla, limpiamos los capotes, las muletas etc. En definitiva somos la mano derecha del torero y su administrador personal.

P: ¿Cuáles son las manías de los toreros?

R:  Los toreros suelen tener muchas manías y además muy curiosas, como por ejemplo que la muleta la doblan siempre igual, tienen prohibido poner una montura encima de la cama, dejan la luz de la habitación encendida siempre, los vasos si están boca abajo les dan la vuelta, la sal no se pasa de mano a mano, se deja encima de la mesa y se coge de ahí etc.

 “Cuando me mira Paco Ureña, yo ya se lo que quiere, con la mirada hablamos”

P: ¿Cómo es la relación mozo-torero?

R: El vínculo con el torero tiene que ser bueno, somos la mano derecha de  ellos, la complicidad y la amistad son fundamentales. Cuando me mira Paco Ureña, yo ya sé lo que quiere, con la mirada hablamos.

P: ¿Cuántas horas trabaja al día?

R: Hay días que paso un día entero trabajando y otros en cambio solo unas horas. No tenemos un horario formalizado.

P: ¿Cómo se limpian los capotes?

R: Con un cepillo de alambre en seco o bien con una pistola de agua a presión.

P: ¿Cómo arreglan los trajes de luces después de las cogidas?

R: Si el destrozo es pequeño nos encargamos los mozos, si por el contrario el traje está muy deteriorado lo llevamos al sastre. Cada torero lleva sus trajes a su sastre, el nuestro está en la capital.

P: ¿Cuántas corridas tienen en una temporada?

R: Depende, alguna temporada llega a  tener 43 corridas, otras en cambio son más flojas con solo 20 o 25. No hay un número de corridas estipulado.

P: ¿Cuándo acaba la temporada qué hace?

R:  Cuando se finaliza la temporada suelo acompañar al torero a sus entrenamientos.

About Esther Millán Martínez

Estudiante de 4º de periodismo en Villanuva CU

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.